Karla Silva

Silao.- Campesinos de Silao señalaron que sus cultivos de alfalfa fueron afectados por el exceso de lluvias que se ha registrado en las últimas semanas, lo que al mismo tiempo pone en riesgo la alimentación del ganado, por lo que consideran urgente la ayuda por parte de las autoridades de gobierno.

En representación de agricultores de los municipios de Silao, Romita y parte de Irapuato, Jesús Marmo-lejo Ramos, presidente de la Sociedad de Porcicultores, Ganaderos y Agricultores del Campo del Bajío, mencionó que la gran cantidad de agua que se acumula en las tierras provoca que el nitrógeno cause estragos en la planta. Para combatir los hongos se utiliza un químico que cuesta hasta tres mil pesos para una hectárea.

Los efectos negativos se mantendrán por varios meses: “Ya no vamos a tener alimento para el ganado, ya que ahorita viene el momento en que va a preparar uno la tierra para poder sembrar la alfalfa y po-der dar alimento a las vacas, al ganado (…) hasta febrero o marzo por que sí da oportunidad la tierra, hay que preparar la tierra y sembrar en condiciones”.

El crecimiento de la alfalfa ha mermado hasta 20 centímetros en comparación con lo esperado. “No tenemos nada, nos preocupa”, insistió.

Marmolejo Ramos agregó que es importante que se destinen recursos económicos de apoyo a los afectados, o al menos que se les proporcionen semillas para volver a sembrar, a fin de que el impacto negativo sea menor.

También se inundan en Cuerámaro

A consecuencia de una fuerte lluvia que azotó la cabecera municipal de Cuerámaro y varias comunidades rurales, se registró una contingencia por inundaciones en varios sectores del municipio, lo que ha movilizado al personal de Protección Civil Municipal y Estatal, que siguen hasta este momento sacando el agua de los hogares.

La presidenta municipal, además, señaló que se convocó de forma urgente y extraordinaria al Ayuntamiento, directoras y directores de la administración pública de Cuerámaro y al DIF municipal.