Gilberto Navarro

Guanajuato.- Un gran encharcamiento en la carretera Guanajuato- Puentecillas se ha vuelto el dolor de cabeza de vecinos, transeúntes y automovilistas de la zona frente al Cereso de Puentecillas.

Y es que las lluvias de los últimos días han causado que se forme una laguna de unos 50 metros de diámetro que dificulta el paso de los vehículos e incluso ya ha pasado que algunos autos se quedan varados.

Correo realizó un recorrido en la zona y pudo constatar las afectaciones a la vialidad que causa el enorme charco en una carretera muy concurrida.

De acuerdo a vecinos de la zona, cada año en la temporada de lluvias se estanca el agua, sin embargo, las lluvias atípicas del 2021, hicieron mucho más grande la laguna.

Esto afecta a comerciantes de la zona, ya que el paso de los vehículos hace que el agua se meta a sus negocios y aunque lo han reportado a las autoridades, estas se lavan las manos sobre la jurisdicción.

También lee: Vivienda a punto de colapsar en Caño Puerco pone en riesgo a vecinos

“Se le avisó a protección civil, dicen que es jurisdicción estatal, el estado dice que le toca al municipio, solo vienen y toman fotos, hasta Simapag ha venido, pero no han hecho nada”, dijo uno de los comerciantes aledaños.

Además, el agua oculta un enorme bache, en el que ya se han dañado vehículos que caen en este hoyo, por lo que incluso han tenido que ser rescatados con grúa.

De noche el riesgo es mayor, ya que la oscuridad no deja a los conductores notar el charco y circulan a velocidad mayor, incluso varios motociclistas han sufrido caídas por esa razón, detalló otro vecino.

Por lo anterior exigen a las autoridades, independientemente de la jurisdicción atiendan esta situación de manera inmediata.

Te puede interesar: Presas de Guanajuato capital ya están al 100%; desfogan para evitar riesgos

Asegura que se atenderá

El director de Obra Pública Municipal, Héctor Morales, informó que se atenderá dicho encharcamiento y ya hubo coordinación con la Secretaría de Infraestructura Conectividad y Movilidad para en conjunto con el Simapag resolver el problema.

Informó que se detectó que un inmueble cercano obstruye el paso de la corriente de agua, además de que se tapó una boca de tormenta y esto es lo que causa que el agua se acumule.

“La problemática surge porque una construcción en esta zona tapa el canal que se conecta con el canal pluvial del CERESO y ya no le deja salida al agua, esa es la problemática que se venía dando cada año”.

Dijo que se estará trabajando en la solución definitiva para esta situación y que incluso se tendrá que instalar nueva tubería en un predio cercano, para lo cual ya se llegó a un acuerdo con el dueño del terreno.

“Se van a hacer unas acciones, ya está el camión de Simapag extrayendo el agua, con nuestra máquina de obra pública vamos a hacer una zanja para colocar una tubería para rehabilitar la alcantarilla pluvial que estaba en este vado, Sicom va a trabajar en la carretera para colocar la alcantarilla”

LC