Matan en la capital a directivo de Seguridad Penitenciaria en el Cereso Mil

Es el segundo jefe carcelario que matan en cinco días; el hombre acribillado laboraba en el Cereso Mil de Valle de Santiago y su hijo resultó lesionado

Redacción

Guanajuato.- El director de Seguridad Penitenciaria del Cereso Mil de Valle de Santiago, Edgardo González, fue asesinado a balazos ayer por la mañana  cuando llevaba a su hijo a la escuela; las balas alcanzaron al joven, quien sobrevivió al ataque.

Éste fue el segundo en menos de una semana contra vigilantes carcelarios, apenas el jueves pasado un jefe de custodios del Cereso de Pénjamo fue acribillado por varios hombres con armas largas, cuando abordaba una camioneta afuera de su vivienda.

Minutos después de las 7:00 de la mañana, vecinos del rumbo de Barrio Nuevo reportaron detonaciones de bala. Los primeros indicios indican que la víctima, de 35 años de edad, viajaba en un auto sedán color amarillo en compañía de su hijo, de 15 años de edad, a quien supuestamente llevaba a la escuela preparatoria.

Justo en la pendiente del barrio, una motocicleta les habría obstruido el paso, mientras una camioneta se les emparejó. Desde ésta salieron por lo menos tres disparos, los cuales quedaron marcados en la ventanilla del conductor.

Tras las detonaciones el vehículo se impactó contra la pared y un poste. Allí terminó la vida del conductor, y su hijo resultó lesionado. Los agresores huyeron al parecer por el rumbo de San Luisito.

El menor fue trasladado de emergencia a una clínica para su atención médica. Las autoridades no brindaron información sobre la gravedad de las lesiones ni su estado de salud.

Al lugar llegaron elementos de la Policía Preventiva, Policía Urbana estatal y agentes del Ministerio Público, quienes acordonaron el lugar para iniciar las investigaciones correspondientes.

La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) confirmó que la víctima laboraba en el Centro de Reinserción Social de Valle de Santiago, conocido como el ‘Cereso Mil’, prisión de alta seguridad en donde se tienen recluidos a internos relacionados con delitos de alto impacto como secuestros y homicidios.

González Sandoval, como trabajador en centros penitenciarios estuvo inmiscuido en dos actos que ameritaron recomendaciones de la Procuraduría de los Derechos Humanos del Estado de Guanajuato, ambos por cometer abusos contra los internos, en el Cereso de la capital y en el de León, respectivamente.

El segundo en cinco días

Apenas el jueves pasado, casi a la misma hora, un jefe de custodios del Cereso de Pénjamo, José Luis Ramírez, fue acribillado por varios hombres con armas largas, cuando abordaba una camioneta afuera de su vivienda, en la Colonia Lázaro Cárdenas.

Historial de abusos

Edgardo González Sandoval estuvo implicado en al menos dos recomendaciones que emitió la Procuraduría de los Derechos Humanos del Estado de Guanajuato, tras acreditar diversas anomalías y/o abusos en su desempeño como jefe de seguridad en los penales de León y la capital.

* Expediente 457/12-A

Se documentó que González Sandoval ordenó amarrar a una cama a un interno en el Cereso de Puentecillas, en la capital, sujetándolo de sus cuatro extremidades, y así lo mantuvieron inmovilizado durante 19 horas, pese al reclamo de una enfermera que le pidió a él que lo desataran.

El organismo recomendó iniciar un procedimiento administrativo disciplinario contra González Sandoval y otros tres custodios.

* Expediente 273/15-A

Se demostró que el 20 de octubre de 2015, el comandante Edgardo González Sandoval ordenó a un grupo de custodios ingresar al Dormitorio 1, Celda 6, en el Cereso de León, para rociar con gas lacrimógeno y tundir a golpes y patadas a los internos. La PDHEG pidió iniciar procedimiento administrativo contra el comandante González Sandoval y ocho guardias de seguridad penitenciaria que estaban a su cargo.

Culpa a la migración

El secretario de ayuntamiento, Héctor Corona León, aseguró que los hechos ocurridos la mañana de ayer y los otros asesinatos que se han presentado en la ciudad son producto de la migración de delincuentes de otros estados a la capital.

“La ciudad de Guanajuato se ha caracterizado por ser una ciudad segura, se ha caracterizado por que los ciudadanos son gente de paz, es gente no belicosa, nosotros no descartamos en ningún momento que estos aumentos de índices delictivos se deban a migración de la delincuencia”, indicó el secretario de ayuntamiento.

El funcionario municipal señaló que  a nombre del gobierno municipal lamentó los hechos ocurridos y dijo que en la emboscada participó una motocicleta aparentemente para cerrarle el paso, en conjunto con la camioneta blanca, al hoy occiso.

*EZM

Comentarios

Comentarios