Yadira Cárdenas

Salamanca.- Regresar al semáforo naranja estatal por la pandemia impactaría de manera importante al sector de transporte público, que depende de la movilidad de las personas.

Así lo señaló el presidente de ‘Transportes Villa de Barahona’ Roberto Calvillo Ramiro, quien aseguró que no se dejará de prestar el servicio, y se estarían acoplando al movimiento de los usuarios. Además, de manera enérgica hizo un llamado a los ciudadanos para que sigan las medidas sanitarias, o de lo contrario no habrá avance y todos serán los perjudicados.

El líder transportista mencionó que actualmente un aproximado del 65% del transporte público está prestando el servicio, y de que regresar al semáforo a naranja se tendría un retroceso significativo, aunque se tendrán que acoplar a las indicaciones de las autoridades municipales y de salud.

El semáforo determina el movimiento de las personas y nosotros dependemos de ese movimiento y tenemos que ajustarnos, pero no podemos negar que nos impactaría demasiado porque no nos hemos recuperado de los pocos ingresos que tenemos.

señaló el líder transportista.

Destacó que por parte de los transportistas han cumplido con las medidas sanitarias que les han establecido: la sanitización de unidades, toma de temperatura a los operadores, el gel antibacterial y el uso obligatorio de cubrebocas en operadores y usuarios; aunque reconoció que en esta última han tenido conflicto con quienes se rehúsan a usarlos.

Sí hay personas que no quieren usar el cubrebocas y tenemos que negarles el servicio; se molestan, pero son indicaciones del sector salud y por cuidarnos todos.

comentó.

Roberto Calvillo Ramiro hizo un llamado a las personas a que cumplan con las medidas sanitarias:

De todos depende avanzar en esta pandemia, nosotros tenemos que seguir trabajando, y aunque sea un negocio, antes que cualquier cosa se trata de la salud de las personas, y eso es primordial.

finalizó.

Te puede interesar:

RO.