Luz Elena Escobar

León.- Ediles analizan la aprobación de la baja de mil 885 bienes muebles “fantasmas” con un valor de 3 millones 802 mil pesos a resguardo de la Academia Metropolitana de Seguridad Pública de León, que desde el año pasado no fueron localizados físicamente, no existen documento de entrega, recepción y resguardo.

Durante la Comisión de Gobierno y Seguridad, el director Académico en la Academia Metropolitana, Aarón Ramírez Vargas expuso los antecedentes a integrantes de la Comisión con el objetivo de dar de baja administrativamente los mil 885 bienes, sin embargo no fue aprobada la petición por el momento, sino hasta que sea analizada por los ediles.

Los antecedentes

En marzo del 2020 personal de la Dirección Administrativa de la Academia Metropolitana de Seguridad Pública de León realizó una revisión de bienes muebles teniendo como referencia 7 mil 394 bienes contenidos en un listado emitido por la Dirección de Control Patrimonial, de los cuales se descubrió el faltante de mil 887 que no fueron localizados.

Por tal razón, se solicitó a la Contraloría Municipal que proporcionará copia de los documentos de resguardo de estos bienes, sin embargo, la respuesta fue que no se contaban con eso documentos. Así que se realizó la búsqueda en archivos de la Academia, sin encontrar los resguardos, pero sí un oficio donde se describe la sustracción de dos polígrafos propiedad del Municipio y la denuncia respectiva.

Para agosto del 2020 Maurilio Ortiz Moreno, encargado de realizar la revisión física de los bienes, compareció ante el Ministerio Público para reportar mil 885 bienes muebles que no fueron localizados, de los cuales no existen documento de entrega, recepción y resguardo.

Con los antecedentes se procedió a realizar un dictamen de vialidad por parte de la Contraloría Municipal para dar de baja los mil 885 bienes “fantasmas”.

Para febrero del presente año, integrantes del Comité de Adquisiciones aprobaron el trámite de la baja de estos bienes. Posteriormente se presentó la denuncia ante la Contraloría para deslindar responsabilidades.

Las bajas son bienes muebles, equipos (pupitres, proyectores, lockers) y vehículos con un valor de 3 millones 802 mil 176 pesos.

Al respecto Mario Bravo Arrona aseguró que, no se “quedaron de brazos cruzados” por lo que se procedió a la denuncia penal. Además, dijo que esta baja en términos documentales, es necesaria para la entrega a recepción del Control Patrimonial para la siguiente Administración.