Redacción
Jerécuaro.-
Un hombre de 35 años de edad que privó de la vida a su abuelo en la comunidad de San Lucas, Jerécuaro con una escopeta, el 8 de agosto de 2020, fue sentenciado en procedimiento abreviado a 16 años con 8 meses por el delito de homicidio en razón de parentesco.

El día de los hechos, por la mañana, la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios tomó conocimiento de un hombre sin vida en el interior de un domicilio en la calle Independencia en la comunidad San Lucas. Al acudir al lugar, se tuvo a la vista el cuerpo del fallecido con evidentes signos de violencia.

El acceso a la sala y la puerta de acceso al inmueble presentaba daños al igual que un ropero en el interior de la recámara en donde se localizó el cuerpo. Al iniciar las investigaciones se estableció la identidad de la víctima, quien respondía al nombre de Miguel “N”, de 82 años, quien vivía en el domicilio con su nieto Hermenegildo “N”.

En el lugar de los hechos, el perito criminalista de la Agencia de Investigación Criminal hizo acopio de indicios para integrar la carpeta de investigación con datos de prueba, que permitieron esclarecer el mecanismo de los hechos; se estableció por testimoniales, estudios técnicos y científicos, que la noche previa, al hallazgo sin vida de la víctima, Hermenegildo “N” golpeó a su abuelo y accionó un arma de fuego en su contra, provocando su muerte.

Por lo anterior, se solicitó y obtuvo una orden de aprehensión en contra del inculpado, el detenido fue puesto a disposición de un juez, y en audiencia, el agente del Ministerio Púbico le formuló imputación y obtuvo que fuera vinculado a proceso penal.

El imputado reconoció su responsabilidad en los cargos, y en procedimiento abreviado le fue dictada sentencia condenatoria por el delito de homicidio en razón de parentesco, con negativa de los beneficios y sustitutivos de pena.

MD