Roberto López

San Miguel de Allende.- El histórico reloj público del centro de la ciudad recibirá mantenimiento a partir de este sábado 10 de octubre, por lo que quedará inactivo a partir de las 8:00 horas, durante un periodo de 4 a 5 semanas, aproximadamente.

Daniel Vázquez, actual encargado de la supervisión señaló que es importante intervenirlo para optimizar su funcionamiento, ya que, al ser mecánico, requiere una vigilancia constante a fin de que sea puntual al marcar las horas; sin embargo, confesó, es una tarea difícil de lograr. Gracias a estas supervisiones logró detectar que existía un pequeño desfase que tenía que ser atendido.

El procedimiento deberá ser muy minucioso, consta de desarmar, limpiar, lubricar, reestructurar, volver a armar, ajustar y hacer pruebas hasta que coincida lo mejor posible con los relojes convencionales digitales, los cuales son más precisos debido a que están controlados vía satelital.

Comentó que es un elemento muy representativo de la ciudad y los sanmiguelenses, quienes deben sentirse orgullosos al ser una pieza única; es un reloj francés con cerca de 120 años de historia. Anteriormente, su papá, el señor Raúl Vázquez estaba al frente de esta labor en la que, después de más de 25 años, le heredó la responsabilidad por la que asegura tiene una gran pasión y compromiso.