Opinión Pólvora e Infiernitos

LAS VACUNAS, EL ESTADO Y LA FEDERACIÓN: EGOS Y EXCEPCIONES

LA IMAGEN DEL DÍA

Uno de los asuntos que quedaron ayer en evidencia en la estrategia de vacunación que se echó a andar en León es que, pese a la cordialidad que se prodigan la Federación y el Estado, una pugna quedó en el ambiente que conviene revisar.

Pequeña, si usted quiere pero diferencia al fin. Ayer, muy temprano, tras apreciar la disminución de la afluencia de adultos mayores a los centros de vacunación en León, el gobierno del estado determinó abrir el espectro del universo de quienes podían recibir la vacuna.

Ya no solo serían solo los adultos con 60 años cumplidos los que podían vacunarse si no quienes nacieron en 1961. El problema fue que los servidores de la nación no aceptaron en todos los casos ese cambio de señal y en algunos centros de vacunación, rechazaron esa alternativa.

No hay que olvidar que quien marca las directrices y la logística de quién, cómo y dónde vacunar es el gobierno federal con las llamadas Brigadas Correcaminos y los llamados Servidores de la Nación.

Ayer hubo algunas horas de confusión y señales cruzadas porque el secretario de Salud dijo que se podía en todos los centros de vacunación, inmunizar a personas nacidas en 1961 pero en algunos, los funcionarios federales que registran a quien se vacuna, no lo aceptaron.

Fue así que ciudadanos adultos mayores se toparon con la negativa de la vacuna y entonces quien quedó mal fue la autoridad estatal.

El delegado de Programas del Bienestar dijo que no hubo una indicación nacional para hacer algún cambio y que por prudencia, se respetó el ajuste de la secretaría de Salud.

Y bueno, la lógica indicaría que la razón está del lado del gobierno estatal. Si el objetivo es usar las vacunas, que se amplíe el universo y ya. Pero es en esos casos que se entra al terreno de los egos.

Es el momento en el que el derecho universal a ser vacunado queda a criterio de 2 instancias cuya premisa es no dejarse avasallar por el otro.

RECORDAR ES VOLVER A GRILLAR

MC: FRANQUICIA FAMILIAR, COTO DE PODER Y LO QUE SE ACUMULE

Movimiento Ciudadano es de esos partidos peculiares en México que puede anidar en sus filas a usos, vicios, costumbres y modas de la política mexicana.

Hoy, por ejemplo, es el partido que lo mismo postula en Nuevo León a Samuel García, un pirruris de la política que puede ser gobernador de uno de los estados más prósperos del país que dar cabida en Guanajuato a una joven mujer como Desiré Angel que fue la vocera de Sí por México, ese proyecto que busca quitarle la mayoría a Morena en la cámara de Diputados a través de una alianza multipartidista.

Pero en Guanajuato ha sido también la franquicia familiar de los Ramírez que  postularon al doctor Eduardo Ramírez Granja y luego al hijo de este último Eduardo Ramírez Pérez.

Y justo hace 6 años, Jaime Hernández Centeno y ahora diputado local, entonces alcalde de Apaseo fue a armarle un show al entonces dirigente de MC Eduardo Ramírez Pérez a la propia sede del partido naranja cuando este le entregó la primera pluri a su papá Eduardo Ramírez Granja.

Hernández Centeno tuvo que esperar 3 años que valieron la pena. El exalcalde de Apaseo el Alto Jaime Hernández Centeno fue el plurinominal  de MC en esta legislatura.

Hace 6 años, Ramírez Pérez tuvo que pedir la intervención de la Policía ante la manifestación que le armaron. Nada pudo hacer ya Hernández Centeno a favor de su causa.

Ramírez Granja, Ramírez Pérez y Hernández Centeno comparten además del hecho de ser los solitarios diputados de su partido en cada legislatura, que los 3 fueron una nulidad como contrapeso de Acción Nacional, mayoría permanente en el Congreso local en las últimas legislaturas.

Y bueno, el damnificado hace 3 años por el cumplimiento a Hernández Centeno fue Rodrigo González, experredista y en aquel entonces flamante nuevo delegado para Guanajuato de MC y ahora podría volver a serlo con Desiré Angel.

En este 2021 en el que por un momento se pensó que la beneficiaria sería Erika Arroyo Bello, hija de Francisco Arroyo, expriista que tomó mucho protagonismo hace unos meses al punto que se pensó, sería el franquiciatario en turno de este partido.

PLEITOS DE FAMILIA: BEATRIZ YA, PRIETO DEBE ESPERAR

ELLA, YA. Toda una paradoja que la todavía alcaldesa de Salamanca, Beatriz Hernández Cruz, vilipendiada por Ernesto Prieto y compañía, amos y señores de Morena en Guanajuato, ya tenga su registro como candidata a la contienda del 6 de junio mientras que César Prieto esté en la cuerda floja luego de que el Instituto Estatal Electoral rechazó su registro por inconsistencias en la documentación.

DIFÍCIL TRANCE. Es solo una pequeña victoria de orgullo de Hernández Cruz que puede saber a muy poco, no solo si le restituyen el registro a Prieto Gallardo en los Tribunales sino, por encima de todo, si no gana la elección del próximo 6 de junio.

VIENTO EN CONTRA. No solo porque lo postula un partido pequeño que tiene la suerte de ella sea su tablita de salvación sino que no parece tener los recursos humanos ni económicos para ganar una elección. Lo cierto es que lo que se viene en Salamanca parece ser la tormenta perfecta en contra de la causa de la izquierda o mejor dicho, antipanista.

LOS ESCENARIOS, CASI TODOS ADVERSOS

POCO PROBABLE. Pensemos en el escenario de que César Prieto no logre ganar la impugnación en Tribunales que ya prepara y Beatriz Hernández sea la única candidata opositora al panista Issac Piña con posibilidades en Salamanca aunque ahí también contienden otros independientes y partidos tradicionales.

LAS DUDAS. ¿La apoyaría Morena en la campaña? ¿Pactarían con ella los que la desdeñaron y han sido sus adversarios desde adentro del morenismo? Difícilmente pasará eso.

EN LA PELEA. Pensemos ahora en el escenario más factible de acuerdo a las proyecciones de quienes saben de estos temas: que Morena gane la impugnación y Prieto esté en la boleta. A final de cuentas, el IEEG es una autoridad administrativa que solo revisa que debe hacer cumplir a rajatabla el requerimiento de: planillas completas y si falta un documento, por insignificante que parezca, no pasa.

LA POLÉMICA. En Tribunales, la revisión es distinta y más flexible. La mayoría de las impugnaciones de los partidos son ganables y esto, contrario a lo que planteamos aquí en las últimas entregas, no dejaría tan mal parado al IEEG.

EL MEJOR PARA EL PAN. En fin, en un escenario donde aparezcan Beatriz Hernández y César Prieto frente a Piña, sería quizá el ideal para los panistas porque ahí quedarían evidenciadas las pugnas de los morenistas que van divididos a esta contienda y ellos podrían entrar como cuchillo en mantequilla, aprovechando el voto dividido que se pueda dar en esta plaza.

EL IMPOSIBLE. Por eso, en los días por venir, tendría que haber una reflexión de quienes llevaron a Hernández Cruz al poder para pensar en la mejor forma de sobrevivir a un escenario adverso como el que enfrentan.

OTRO INGREDIENTE. No se ve cómo, montados en su macho, abanderado de Morena y abanderada de PT puedan sumar a su causa. No hay que olvidar que Hernández Cruz enfrenta varios señalamientos de irregularidades en su administración que por default serán temas de campaña para Acción Nacional y ya en el toma y daca, de Morena mismo.

TODOS PIERDEN. En otras palabras, si los morenistas quieren salvar esa plaza de por sí complicada, ya no lograron un pacto para llevar un tercero en discordia pero la política puede ofrecer alguna salida si no quieren salir, noqueados todos en una trampa que ellos mismos se fabricaron por orgullosos y sectarios.

LA DEL ESTRIBO…

Por fin quedaron aprobadas por parte del consejo del IEEG todas las planillas que van a contender el próximo 6 de junio. Las de Morena, PT y PES ya fueron validadas.

Lo que se viene ahora es la guerra en los Tribunales de los partidos. Se perfila una avalancha de reclamos de todos los partidos que mantendrán abiertas las hostilidades en varios frentes.

Ya el arranque fue inédito con candidatos que arrancarán campaña 4 días después del arranque oficial. De manera particular, el consejo del IEEG tendrá que estar a la altura de las circunstancias porque, ya se sabe, el árbitro nunca queda bien con ninguno de los contendientes.

Related posts