Redacción
CDMX.-
El 3 de mayo quedará en la memoria de cientos de familias que hoy lloran a las víctimas del colapso de la línea 12 del metro en CDMX.

Ninguno de los que viajaban en la unidad se imaginó que esa noche, después de varias advertencias por daños estructurales, el metro se fuera a desplomar y causar la muerte de -hasta el momento- 25 personas, entre ellas un menor.

Uno de los casos más estremecedores es el de Giovanny, un niño de apenas 13 años de edad, víctima mortal de la tragedia en la estación.

Familiares del pequeño relataron que esa noche Giovanny, únicamente se disponía a volver a casa luego de pasar algunos días con su padre, quien también fue víctima del colapso y hoy se encuentra hospitalizado, mientras que a Gio le dieron el último adiós

El funeral fue en un domicilio en obra gris que alguien le prestó a la familia para despedir a su niño, pues ellos viven en un departamento arrendado en la colonia Zapotitlán.

Te puede interesar: El youtuber Yulay documenta las entrañas del desplome de la Línea 12


Gisela buscó en todos los hospitales y encontró a su esposo en la morgue

Otro de los casos es el del esposo de Gisela Rojas, uno de los tantos trabajadores que a diario se transportan en la línea 12 del metro.

Esa noche, después de que Gisela lo buscó por casi todos los hospitales de la zona, tras enterarse de la tragedia de la unidad, finalmente lo encontró en la morgue.


Gisela relató que tuvo que esperar afuera de las oficinas forenses de la Fiscalía de Ciudad de México en Iztapalapa, para recibir la peor de las noticias: su esposo era una de las víctimas mortales del colapso del metro.

Hoy Gisela pide justicia por su esposo y culpa a las autoridades de gobierno por el trágico accidente.

“…Se supone que el Gobierno ya sabía. (…) Creo que esto es un crimen y pido justicia“.

Te puede interesar: Promete AMLO justicia y afirma que pagarán culpables de la tragedia en la Línea 12

Tras jornada de trabajo Melitón perdió la vida en el metro

Melitón Velasco, de 56 años, regresaba a su casa al poblado de San Juan Tezompa, en el municipio de Chalco, iba acompañado de sus dos hijos: Adán y Salvador.  Los tres fueron víctimas del fatal accidente en el metro, tras su jornada de trabajo.

Según familiares, por las heridas que sufrió Melitón falleció en el hospital y sus dos hijos regresaron del hospital un día después del accidente.  

La familia esperó a que las autoridades capitalinas les entregaran el cuerpo de Melitón para sepultarlo en San Juan Tezompa.

Te puede interesar: “Profundas condolencias”: Biden ofrece ayuda a México por la tragedia de la L12


El indigente que sobrevivió al accidente

La historia de Miguel Córdova fue distinta, pues aunque no viajaba en ese momento en el metro, vivió muy de cerca el fatal accidente, ya que su vida de indigente lo orilló a vivir debajo del puente por donde pasa la línea del metro.

Explicó que aunque el suceso lo impactó, no le sorprendió del todo, pues la estructura ya estaba dañada desde hace tiempo.

Dijo que ese día escuchó varios sonidos anormales que predecían la tragedia, lo cual,  hizo que él y sus amigos salieran corriendo del lugar donde pasaban la noche.

Ahora a Miguel lo buscan miles de internautas que, al escuchar su relato en el medio Ruido en la red, quieren ayudarlo para salir de la situación en la que se encuentra.


Hasta el momento las autoridades encargadas de la tragedia reportan la muerte de 25 personas y 38 que aún se encuentran hospitalizadas .Anunciaron que se llevarán a cabo dos peritajes para esclarecer las causas del accidente y que los resultados se presentarán a la vez.



MD