LA FERIA DE LEÓN: EL DESAFÍO EN LA NUEVA OLA

PARA ARRIBA. Imparable y en pleno ascenso la curva de contagios en Guanajuato, hoy tendrá lugar en León, el arranque del evento masivo más polémico desde que llegó la pandemia por covid-19 al estado.

VA SIN CAMBIOS. Con todo y los cuestionamientos que ha tenido, las autoridades se mantienen invariables. No solo va adelante la Feria León 2022 sino que se realizará sin mayores restricciones para los visitantes.

NADA. Ayer, las autoridades difundieron un video que no señala condicionantes especiales para los asistentes. Todavía ayer, Morena en el Congreso local solicitaba que por lo menos se exigiera en el acceso a espacios sin ventilación como el Palenque y el Domo de la Feria, el certificado de vacunación o una prueba negativa con 24 horas de vigencia.

SIN RESERVAS. Una decisión que el gobernador Diego Sinhue asume. El mensaje es que lo vale la apuesta para no castigar más la economía con restricciones a un evento que representa la posibilidad de reactivación económica para expositores en esta verbena.

DATOS DUROS. No ha habido día en lo que va de este año que los contagios de un día no superen a los del anterior. Guanajuato ya ascendió del quinto al cuarto lugar en las entidades con más casos activos en el país solo debajo de ciudad de México, Estado de México y Nuevo León.

ACTUALIZACIÓN. León pasó del lugar 16 al 15 con 3 mil 474, casi un tercio de los 11 mil 443 según la UNAM que tiene la entidad. Hace un año, esta ciudad se convirtió en el epicentro de la pandemia pero ahora la diferencia es que las hospitalizaciones no se han disparado aunque hay dos o tres nosocomios que en pacientes covid-19 están a su máxima capacidad.

PARÉNTESIS. Por cierto, ayer se dio una disparidad importante en la cifra de activos porque la secretaría de Salud reportó solo 9 mil 503 casos activos.

INMINENTE. El secretario de Salud, Daniel Díaz, ya admitió que el semáforo verde no aguantará más allá del 23 de enero aunque faltan todavía nueve días para llegar a esa fecha. Podría darse el cambio a amarillo antes si se toma en cuenta la velocidad a la que se dan los contagios.

RIESGOS. Hay que recordar que hace un año, la fase más intensa de la pandemia se prolongó por un mes pero el crecimiento de contagios no se dio a la velocidad que crece ahora. Mientras no se alcance el pico de esta nueva ola, la presión para restricciones seguirá latente. Pero otra vez, el problema es que los primeros que buscarían replegarse serán las autoridades escolares que optarían por correr menos riesgos que la autoridad con la diversión. A ver quién se doblega primero.

LA DEL ESTRIBO…

No sorprende la tenacidad y terquedad del procurador Federal del Consumidor, Ricardo Sheffield Padilla, quien no se rinde ante la adversidad política.

Tras perder la elección de alcalde de León en 2021 no solo no se descarta como candidato sino que dice que “nada ni nadie” va a impedir que sea gobernador de Guanajuato en 2024. Dice que ya perfila una alianza “muy innovadora” con la sociedad para lograr su objetivo.

El problema es que la primera alianza que tiene que lograr es con las fuerzas vivas de Morena porque tras su derrota el año pasado, sus relaciones con los liderazgos locales no quedaron en muy buenos términos. Supongamos que consigue la bendición presidencial y es candidato de nuevo. Muchas heridas deberá restañar en lo interno para conseguir una plataforma sólida y después prender afuera. Sus números en León no fueron muy buenos en junio pasado. Falta mucho para las definiciones. Otra vez va a incendiar la pradera.

Lee también: Sí hay Feria de León: tendrá brigada anticovid y empleados 100% vacunados

TOÑO ACOSTA: A UN AÑO DE SU MUERTE

Perfilado como precandidato a la alcaldía de su municipio natal, Juventino Rosas, hace un año sacudía al mundo de la política el asesinato a balazos del diputado panista Antonio Acosta Cano.

No habían transcurrido ni siquiera dos semanas de 2021 cuando la entidad ya era impactada por varios hechos violentos que remarcaban el perfil sangriento de la entidad como una de las más violentas del país.

Unos días antes, un velorio derivó en una balacera cuando un grupo criminal mató a nueve asistentes en Celaya. Un día antes en el municipio de Villagrán hubo otra balacera que se saldó con ocho sicarios y un policía fallecidos.

Llamaba la atención el énfasis de las autoridades estatales que decían a través de la secretaria ejecutiva del Sistema Estatal de Seguridad Pública, Sophia Huett que el diputado malogrado era “un hombre de bien”.

«Toño, sabedor de las necesidades de los guanajuatenses siempre fue pro activo, cercano a la gente y siempre buscaba caminos para reducir las brechas de desigualdad y para lograr el desarrollo de una mejor vida para las familias de nuestro estado y en especial las de su pueblo natal, Juventino Rosas».

Sin mencionar los nombres de las autoridades a quienes exigió esclarecer el homicidio, Jesús Oviedo dijo que los guanajuatenses y todos mexicanos merecen vivir en paz.

Tres meses después, la Fiscalía General del Estado anunciaba la detención de Juan Carlos N, alias ‘El Taz’.

También anunciaba la detención de Juan N —director de Tránsito de Juventino Rosas—, Rosendo N y Jorge N, los tres presuntamente relacionados con ‘El Taz’.

¿Cuál fue el móvil del asesinato de un político que ya había sido alcalde de su ciudad natal? Eso no lo dijo la Fiscalía del Estado. Como ha ocurrido con otros homicidios de personajes públicos. Suele haber detenidos pero raras veces suele haber certeza del porqué fueron ultimados quienes tienen alguna responsabilidad pública.

Acosta Cano recibió un homenaje de cuerpo presente por parte del Congreso local. Las razones que llevaron a los responsables a terminar con su vida no las sabemos.

CONTRALORÍA LEÓN: EL PAN ELIGE A LA PEOR CALIFICADA DE LA TERNA

No hubo sorpresa en el Ayuntamiento de León. Se eligió a quien el PAN quería y la alcaldesa, Alejandra Gutiérrez, quería; no al que el proceso técnico definió como el mejor; la votación final del cabildo lo dejó claro.

La pregunta es por qué se invoca desde el gobierno leonés a la ciudadanización de un proceso que al final desecha la propuesta que le hace el comité que se forma. Se entiende que en la terna, cualquiera es competente para el cargo.

El problema es que desde el principio se marcó en radiopasillo a Viridiana Márquez Moreno como la favorita de la propia alcaldesa de León y así se consumó.

Márquez Moreno, actual encargada de despacho de la Contraloría Municipal, requirió de una segunda ronda para ser la elegida al no alcanzar las dos terceras partes que marca la ley.

En la segunda alcanzó nueve sufragios por seis de Mark Sandoval que fue el mejor evaluado al alcanzar 90 puntos en una escala de 100, por 85.8 de Silvia Campos Gutiérrez y 84.2 de quien ya rindió protesta al cargo que ostentará por los próximos cinco años.

El comité ciudadano que se conformó para llevar a cabo el proceso de selección de Contralor de León, salió avante como un ente externo e imparcial. Hizo su evaluación y calificó en consecuencia. Desde esa perspectiva, no hay razones para decir que el proceso fue una simulación.

Se pueden cuestionar los filtros y detalles en general de cada una de las etapas. El comité ciudadano, por lo visto, actuó con independencia.

Incluso, como nunca antes se había hecho, tuvieron la oportunidad de responder a los cuestionamientos de los integrantes del cabildo.

Para ellos, el mejor fue Mark Sandoval quien logró en el examen 92 puntos que resultó ser el mejor puntaje y ojo, el excontralor Leopoldo Jiménez Soto consiguió el mismo puntaje. Viridiana obtuvo 88 puntos por 70 de Silvia Campos.

La nota la volvió a dar José Arturo Sánchez Castellanos, único de la bancada panista que no votó por Márquez Moreno y que lo hizo por el mejor evaluado. No sorprendió a nadie. La alcaldesa Alejandra Gutiérrez y los panistas sabían cómo lo haría.

Tampoco hay sorpresa ahí. Sánchez Castellanos remarca con su voto que había línea en el cabildo azul para sacar adelante a quien la alcaldesa quería. En otras palabras, más de lo mismo. La presidenta municipal puede presumir que el proceso fue abierto, que los ciudadanos hicieron su chamba sin presiones, que calificaron sin dados cargados y que eligieron al mejor calificado.

Pero la última palabra fue de ella. Y casi todos, disciplinados avalaron lo que estaba escrito.