Gilberto Navarro

Guanajuato.- El gobierno municipal de Guanajuato justificó la poda de árboles en Marfil, bajo la prevención de riesgos en el cableado y aseguró que no se afectó a las aves que en estas descansan.

El pasado fin de semana, en redes sociales, distintos usuarios acusaron un ‘ecocidio’ en la zona de Marfil, cercana a la Presa de los Santos, ya que se podaron árboles donde las garzas y otras aves que se alimentan en el embalse descansan.

Estos reclamos aseguraban que se trata de un atentado contra el hábitat de los animales.

Por medio de un comunicado, el gobierno municipal aseguró que se trata de un trabajo de mantenimiento “con la finalidad de evitar riesgos en la infraestructura de cableado eléctrico y de otros servicios”.

Además, aclara que no se trata de una tala, ya que no se retiró en la totalidad a los árboles, sino que solamente se trató la poda de las ramas.

“De manera periódica se realiza este tipo de mantenimiento en el lugar, una vez que por el crecimiento natural de las ramas se pone en riesgo el cableado de líneas primarias y líneas secundarias de la Comisión Federal de Electricidad (CFE)”. 

“En cuanto a las aves que utilizan dichos árboles para pernoctar, éstas continúan haciéndolo ya que los árboles no fueron talados, sino únicamente podados, como parte del programa de mantenimiento arbóreo en la ciudad de Guanajuato”, concluye el comunicado.

Por si no lo viste:

ndr