Onofre Lujano

Coroneo/ Tarandacuao.- Fieles del sureste del estado festejaron en sus santuarios a su patrono Santiago Apóstol.

En Coroneo, los caballerangos provenientes de Querétaro, Michoacán y Estado de México invadieron la ciudad.

Los coronenses comienzan su celebración desde el 16 de octubre, pero los días de más afluencia son del 23 al 25, sólo que esta vez estuvo muy restringida la fiesta por la pandemia. En la fiesta patronal, la parroquia recibe a cientos de visitantes devotos que acuden a dar gracias o solicitar favores.

Días antes el cura Fray César Augusto Escamilla, acompañado por los frailes franciscanos Rodolfo Valencia y Pedro Ollervides, anunciaron que las fiestas patronales se llevarían a cabo. Y así fue, el 16 de octubre comenzaron las procesiones hasta el 22.

Los tres últimos días son los más socorridos: el 23 se llevó el encuentro de los caballerangos con sus estandartes alusivos a Santiago apóstol en la Presa Cebolletas y el 24 se llevó a efecto el encuentro de Peña del Sombrero. La fiesta culminó ayer a las 12:30 con la misa en el atrio del santuario.

En otros años eran tradicionales los juegos mecánicos, quema de pirotecnia, la vendimia de los trastes, la Expo Comercial, venta de comidas y torneos deportivos, además de la coronación de la reina. Este año algunas actividades se tuvieron que suspender para cumplir con los protocolos de salud.

Con las medidas

En este municipio los peregrinos llegaron hasta la parroquia de Santiago Apóstol, para venerar al patrono del pueblo. La celebración se realizó con todas las medidas de sanidad, con cubrebocas, lavado de manos y gel, entre otras medidas para evitar contagios.