Conecta con nosotros

Carlos Loret de Mola

Historias de reportero

Funcionario de AMLO elogia al calderonismo

Periodico Correo

Publicado

En

Funcionario de AMLO elogia al calderonismo

Lo presentaron como parte central del llamado Equipo Científico Gabinete de Salud para enfrentar la pandemia por coronavirus en México. Esta es su segunda pandemia dentro del gobierno, y a diferencia de lo que piensa el presidente López Obrador, este funcionario de la 4T considera que el gobierno de Felipe Calderón actuó espectacularmente bien frente a la pandemia que le tocó enfrentar, la de influenza H1N1, al grado que le mereció un reconocimiento de la Organización Mundial de la Salud.

Se trata de Mauricio Hernández Ávila, director de Prestaciones Económicas y Sociales del IMSS, quien ha sido presentado en varias conferencias de prensa como uno de los científicos que asesoran al subsecretario Hugo López-Gatell, y que fue subsecretario de Salud en el sexenio de Calderón.

Antier lunes, en Twitter, Hernández Ávila escribió un hilo en el que presume que él coordinó y lideró la estrategia de combate a la influenza y que sus resultados merecieron el reconocimiento de la OMS. Esto contradice la versión del gobierno para el que trabaja. No sólo el presidente AMLO ha criticado una y otra vez la gestión de Calderón frente a la influenza (muchas pruebas y cerrar de inmediato el país, que es justo lo contrario a lo planteado ahora), sino que en una entrevista con ‘The Economist’, el hoy subsecretario López-Gatell acusó al calderonismo de haberse manejado con secrecía cuando enfrentaron la influenza. En ese entonces Hernández era jefe de López-Gatell, los dos siempre han sido cercanos, y ahora han caído en franca contradicción:

Mauricio Hernández escribió el lunes en Twitter: “Coordiné una estrategia de respuesta y una red para llevar a cabo miles de pruebas con el apoyo del CDC y Canadá. Mismas que fueron reconocidas por la OMS por su oportunidad y transparencia. El INDRE con el cual México cuenta hoy, es producto de ese esfuerzo, un esfuerzo colectivo que me enorgullece haber liderado… cito a Margaret Chan, Directora General de la OMS durante ese periodo, ‘México le dio al mundo una advertencia temprana, y también le dio al mundo un modelo de informes rápidos y transparentes, medidas de control agresivas y un intercambio generoso de datos y muestras’”.

Esto publicó en respuesta a un artículo de un servidor en ‘The Washington Post’ en el que “según el recuento de cuatro exservidores públicos que estuvieron en el ‘cuarto de guerra’ para combatir la influenza hace diez años –sólo uno de ellos sigue en la política-, López-Gatell y Hernández fallaron en las dos tareas que les encomendaron, a juicio del entonces presidente Felipe Calderón y su equipo cercano” y que por eso fueron marginados y dos años después dejaron el gobierno (‘https://wapo.st/2x36YPz’).

Volví a checar con las cuatro fuentes, y las cuatro ratificaron lo dicho: Mauricio Hernández, entonces subsecretario, falló en hacer una base de datos confiable (duplicó muertos y confundió vivos con muertos y viceversa) y falló en crear un laboratorio que realizara miles de pruebas. Esas eran sus dos tareas: la base de datos la terminó haciendo Rafael Giménez y el laboratorio lo terminó montando Ernesto Cordero.

A partir de los tuits (virulentos) de Hernández, además de las cuatro fuentes consultadas inicialmente, tres funcionarios públicos de primer nivel en ese entonces me ratificaron que, en efecto, el presidente Calderón pidió hacerlo a un lado. Las seis fuentes desmintieron categóricamente que Hernández haya coordinado y liderado el combate a la influenza, de lo que se ufana. Los seis piden el anonimato por el clima de persecución que impera en este gobierno, del que ahora Hernández Ávila es encumbrado integrante.

Curioso que el exsubsecretario Mauricio Hernández presuma que gracias a él, hace una década se hicieron miles de pruebas de influenza: ¿por qué no las hace también ahorita? México es de los países con menos pruebas de coronavirus per cápita en el mundo, y eso que la OMS aconseja hacer el máximo de pruebas posible. Curioso también que niegue rotundamente que haya sido “corrido” (él lo pone entre comillas) cuando el texto jamás dice eso.

Saciamorbos

Hay denuncias de que, bajo el control de Mauricio Hernández, en el Instituto Nacional de Salud Pública no pudieron publicarse completas las encuestas de obesidad porque les salieron inexactas, a pesar de que cada encuesta costó decenas de millones de pesos, un escándalo de dinero. ¿Se atreverán a investigar estas denuncias, o se van directito al cajón Bartlett?

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad

Carlos Loret de Mola

La crisis oculta del Infonavit

Periodico Correo

Publicado

En

Por

Edición

La crisis oculta del Infonavit

Un índice nada halagador se ha disparado a últimas fechas. Es una crisis en ciernes que puede impactar a millones de trabajadores y de la que poco se habla, en medio de la pandemia, la debacle económica y la inseguridad: la cartera vencida del Infonavit está casi al doble.

La explicación es sencilla. La administración de las instituciones financieras tiene que considerar al menos cuatro factores: primero, el costo de oportunidad del dinero en el tiempo, desde inflación hasta tasa de interés en documentos sin riesgo como los valores gubernamentales; segundo, el costo de operación de las instituciones financieras, como nóminas, sucursales, seguridad; tercero, ofrecer una ganancia real a los inversionistas, un rendimiento; y cuarto, reconocer que cuando se presta dinero, por mejores prácticas que se tengan, siempre va a haber alguien que no pague y que el dinero que se pague primero se convertirá en cartera vencida y eventualmente en una pérdida, lo que los banqueros conocen como “pérdida esperada”. Si se quiere tener una operación sostenible de un banco público o privado es necesario que sus ingresos (tasa de interés y comisiones) cubran estos costos.

Pensemos en un banco de desarrollo imaginario en México. La inflación esperada es 3%. El costo de operación promedio es de 4% de los ingresos. La ganancia de los inversionistas es 0% ya que se trata del gobierno y no busca hacer negocio. Y por último, una cartera vencida de 5%. Así, para que la operación de este banco de desarrollo imaginario fuera sostenible, sería necesario que la tasa de interés que cobrara por sus préstamos fuera de al menos 12%.

De lo anterior, se desprende que, obviamente, si la cartera vencida se incrementa, manteniendo todo lo demás sin cambio, sería necesario aumentar también la tasa de interés que cobra el banco, para no dilapidar el capital.

Así que cuando la cartera vencida se dispara, ya sea por una mala situación económica, una gestión deficiente de la cartera o por una muy ineficiente estrategia de recuperación de cartera o activos, hay graves problemas. Desafortunadamente, eso ha pasado con la cartera del Infonavit en fechas recientes:

De acuerdo con la información disponible, el índice de cartera vencida del Infonavit pasó de 6.9% en promedio entre los años 2012-2018 a 11.7% en 2019 y ya va en 13.8% en 2020. Es decir, en el primer año y medio de gobierno del presidente López Obrador, casi se duplicó el índice de cartera vencida en el Infonavit. Esto quiere decir que el dinero aportado por los trabajadores, los patrones y el gobierno, en lugar de generarle valor a sus dueños, les está causando minusvalías.

¿Qué están haciendo mal?, deberían preguntarse. ¿Inexperiencia administrativa, malas decisiones presupuestales que afectan programas de recuperación de cartera?

Ojalá en el Infonavit naveguen pronto por las mejores prácticas bancarias posibles. La crisis que vivimos y tenemos enfrente no permite yerros. De no hacerlo, el ahorro de muchas personas está en riesgo y requerirá de un rescate con recursos públicos, de un impuesto indirecto a los ahorradores vía pérdida o incluso del indeseable incremento en las tasas de interés a quienes reciben los préstamos. Ojalá no lleguemos a eso.

SACIAMORBOS

Una muy famosa actriz y cantante apareció en las cuentas congeladas por la UIF al cártel Jalisco Nueva Generación. Están revisando.

Continuar Leyendo

Carlos Loret de Mola

El directivo de Cruz Azul firmó 98 cheques para sí mismo

Periodico Correo

Publicado

En

Por

Edición

El directivo de Cruz Azul firmó 98 cheques para sí mismo

La clave fue la diferencia entre lo que transfirieron al extranjero y lo que reportaron en México a Hacienda.

En la carpeta de investigación FED/SEIDF/UEIDFF-CDMX/0000452/2019, de la que tengo copia, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda explica que esos movimientos financieros dispararon la alerta porque no venían respaldados por pedimentos de importación ni se especificó el motivo de las operaciones.

Así, pues, entre los años 2013 y el 2020, Guillermo ‘Billy’ Álvarez, directivo del equipo de futbol Cruz Azul, movió más de 1 mil 200 millones de pesos a España y Estados Unidos. Esto con sus declaraciones fiscales: entre 2013 y 2019, declaró ingresos por aproximadamente 56 millones de pesos. Veinte veces menos.

La denuncia del gobierno federal mexicano agrega que de 2015 a 2020, ‘Billy’ Álvarez movió casi 19 millones de pesos por medio de 275 cheques interbancarios. De ellos, 98 fueron firmados a su propio nombre por una cantidad superior a los 6 millones 200 mil pesos.

Otros 17 se emitieron a nombre de su hija Rosalyn Álvarez por casi 9 millones de pesos. También hay registro de 40 cheques emitidos a la tienda departamental El Palacio de Hierro. “Existe una alta probabilidad de que las propiedades se hayan adquirido con recursos que pudieron originarse de los aparentes desvíos de dinero de la Cooperativa La Cruz Azul”, determina la UIF.

Otra de las operaciones sospechosas es la adquisición de propiedades en Estados Unidos

por parte del presidente del Cruz Azul, su hermano José Alfredo y su cuñado Víctor Manuel Garcés. Ya en estas Historias de Reportero habíamos adelantado algo de eso en diciembre pasado, lo que motivó una demanda de ‘Billy’ Álvarez en mi contra diciendo que todo era falso. El asunto cayó por su propio peso: ya con la indagatoria oficial de la UIF, se denuncia que entre 1998 y 2018 Guillermo Álvarez compró once propiedades: seis en Florida, dos en Nevada, dos en Oklahoma y una en Colorado. Equivalen a 75 millones de pesos. La UIF alerta que “las compras de propiedades no resultan acordes a su perfil económico pues no se aprecia ningún ingreso adicional a sus sueldos y salarios”.

Cosa similar sucede con el hermano, José Alfredo Álvarez. En 2013 adquirió un inmueble en Nueva York por 6 millones de pesos, pero ese mismo año declaró en México ingresos totales por un millón y medio de pesos.

También Víctor Manuel Garcés, quien a decir de la investigación gubernamental, también en 2013 compró dos inmuebles por casi 21 millones de pesos, pero declaró ingresos por menos de 4 millones. La UIF detectó que en noviembre de 2014 Garcés abrió un fondo de inversión familiar (puso como cotitular a su esposa y como beneficiarias a sus hijas) por 138 millones de pesos, muy por encima de los 16 millones que declaró a Hacienda. Según se explica en el expediente, a Garcés también le detectaron que gastaba todo lo que le depositaban en sus cuentas, lo que la UIF denomina como “falta de permanencia”, dice: “característica de las personas dedicadas al lavado de dinero”.

Continuar Leyendo

Carlos Loret de Mola

Estalla Sheinbaum contra López-Gatell

Periodico Correo

Publicado

En

Por

Edición

Estalla Sheinbaum contra López-Gatell

¡¿Cuándo le vas a dejar de mentir al presidente?!, estalló con voz firme la jefa de Gobierno, la morenista Claudia Sheinbaum contra el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, en una reunión privada hace cosa de un mes, según me confiaron dos personas que estaban presentes y me corroboró una tercera fuente con acceso al contenido del encuentro.

La presión había subido demasiado entre ambos porque la información en poder de la doctora Sheinbaum mostraba que la situación del coronavirus en la zona metropolitana de la capital del país es muchísimo más grave de lo que informaba noche a noche el doctor López-Gatell.

A partir de este desencuentro que atestiguaron varios de sus colaboradores, se concretó la idea de que un comité científico —y no la palabra del subsecretario— determine el número de muertes en la capital del país.

Es muy probable que, por ser de gobiernos del mismo partido, tanto Sheinbaum como López-Gatell nieguen el encontronazo. Eso hacen siempre los políticos del mismo bando cuando se pelean, y ha sucedido en todos los sexenios: en el de Calderón, Medina Mora y García Luna decían que no estaban confrontados; en el de Peña Nieto, Videgaray y Osorio Chong aparecían ante la prensa a desmentir sus enfrentamientos. En el gobierno del presidente López Obrador hay también confrontaciones, y la que relato se ha dado por el manejo del Covid.

De hecho, cada vez más personas de los equipos del subsecretario de Salud y de la jefa de Gobierno relatan las diferencias entre ambos. En la Ciudad de México siguen surgiendo los testimonios de renombrados doctores que hablan de una situación de guerra en los hospitales, intensivistas que declaran que se les está muriendo demasiada gente, hospitales que reportan que ya no tienen ventiladores, imágenes de cadáveres apilados y embolsados, letreros de pase por el cuerpo de su familiar antes de las 6 pm o no respondemos, fotografías de pacientes con coronavirus que esperan en una silla que se desocupe una cama, el dato oficial de que las funerarias están trabajando a tope de su capacidad y hay que esperar hasta 36 horas para cremar un cuerpo, gestores de actas de defunción que dicen que están teniendo el triple de casos que normalmente… y mientras, López-Gatell y López Obrador hablan de una curva aplanándose, domándose, bajo control, listos para la reapertura.

Estas enormes diferencias entre las cifras de muertos real y oficial, se han ido documentando contundentemente por la prensa nacional e internacional. Las cifras del subsecretario López-Gatell son cada vez más cuestionadas dentro y fuera del gobierno. Ya está claro que en la vida real hay muchas más muertes de las que reporta en su conferencia de prensa diaria Palacio Nacional. Cada vez son más especialistas -desde médicos hasta matemáticos- que, usando los datos del propio subsecretario, exhiben que lo que dicen López-Gatell y López Obrador sencillamente no es verdad, y que el número de muertos es el triple y el número de contagiados es 25 veces mayor.

SACIAMORBOS. Varios ministros de la Suprema Corte aprovecharon que los estaba escuchando Andrés para decirle a Jaime: no a la reelección, no a la extensión de mandato, nada de que el pueblo lo pide y mi Congreso lo aprueba.

Continuar Leyendo

Publicidad

Portada Impresa

Cartón

Publicidad

Publicidad

Marcador

Salud

Ciencia y Tecnología

Extravagario