Cuca Domínguez

Valle de Santiago.- El Secretario de Salud en el Estado, Daniel Alberto Díaz Martínez, aseguró que no se escatiman recursos para enfrentar la pandemia del COVID19.

“El 95 por ciento del recurso ejercido para esta contingencia que son más de 510 millones de pesos hasta este momento, son estatales”, explicó.

Para el 2021 dijo, se tiene un presupuesto con recurso estatal de 250 millones de pesos para gastos de operación y otros 252 millones de pesos para mantener el contrato de mil 100 trabajadores que sean sumado a la contingencia y se sigue pagando la nómina de 3 mil 200 trabajadores que son alrededor de 75 millones de pesos al mes y que no están laborando en estos 6 meses porque tienen criterios de riesgo.

“No les hemos dejado de pagas sus prestaciones, ni vos a cortar a los que se sumaron a fortalecer la atención de la pandemia”, dijo.

Reiteró que no se escatimaran recursos, pese a que no llegarán miles de millones de pesos de la Federación, “pero con recurso estatal se atenderá, es una instrucción del gobernador y así se hará”, precisó.

“La instrucción que ha dado el gobernador es que cuando termine la contingencia no se pierdan esos contratos que fortalecieron todas las instituciones médicas”, mencionó.

Tampoco se limitará en todos los recursos para seguir haciendo pruebas, tener todos los medicamentos que se necesitan para tener un paciente en el hospital y que los médicos y las enfermeras tengan sus equipos de protección personal, “algo que no ha faltado en el estado”.

El Secretario de Salud además precisó que se registra una disminución importante de casos, además de que se siguen realizando pruebas y se detectan los casos, pero por cada caso hay hasta 3 más.

Pero afortunadamente hay disminuido los casos graves, los casos que se tienen que hospitalizar, este jueves se tuvo sólo un 8 por ciento de ocupación de camas con ventilador y un 13 por ciento de camas en general cuando el promedio de pacientes hospitalizados la última semana Epidemiologíca no rebasó los 259 casos y se tuvo 247 casos promedio.

Díaz Martínez, reiteró que se estaría pasando a semaforo amarillo, “pero de panzaso, por lo que las próximas dos semanas se mantendrá el semarofo naranja para disminuir el riesgo de tener un repunte de casos, pero ello depende de la población, todavía veo a muchas personas que no usan cubre bocas, negocios que aplican protocolos y eso podría hacernos regresar al semaforo rojo”, advirtió.

DM