Manuel Arriaga

Pénjamo.- En el municipio de Pénjamo, aún no hay fecha para que se restablezca la distribución de leche Liconsa, un apoyo que se brinda para que las familias de escasos recursos tengan acceso a la alimentación.

Sin embargo, desde hace varios meses, las beneficiarias del programa viven con incertidumbre de saber cuándo se restaurará la distribución de leche, tampoco se les ha informado sobre las causas del desabasto.

Alicia Muñoz, es una de las beneficiarias del programa de distribución de leche Liconsa en la localidad de Santa Ana Pacueco, ella, cada semana, camina desde su casa en la colonia Cuatro Milpas, hasta la lechería de la calle Salamanca, con la esperanza de encontrar algún letrero que indique que está semana si habrá leche, pero hoy, ocurrió todo lo contrario.

La lechería Liconsa se encontraba cerrada, no había nadie que pudiera atenderla y los encargados, solo le informaron que colocarían un letrero afuera del inmueble, cuando el abasto se restableciera.

Afuera de la lechería, estaba el mismo letrero que está ahí desde el mes de marzo, indicando que no habría leche.

Decenas de familias en el municipio de Penjamo se encuentran en la misma situación, no saben con certeza la fecha en que se restablecerá el apoyo, por lo pronto, tienen que gastar el doble para comprar la leche que su familia consume.

En las lecherías de Liconsa, el paquete de dos litros de leche lo pueden obtener en 11 pesos, por fuera, en las tienditas de la esquina, la leche más barata se vende en más de 13 pesos.

LC