Silvia Sandoval

Irapuato.- Los residuos domésticos que tienen relación directa con la pandemia son casi imposibles de detectar. No solo son un riesgo potencial para los trabajadores de recolección de basura, sino que el no tener directriz específica hace que los residuos domésticos terminen por mezclarse con todos los desperdicios.

En Irapuato, la Dirección de Aseo municipal no tiene el estimado de basura Covid-19 que se genera en la ciudad, debido a que se desconoce de dónde sale la basura y ésta no está señalizada ni guardada según los protocolos, informó el director de la dependencia, Alberto Mendiola.

Aclaró el funcionario que los trabajadores de aseo y limpia cubren con el protocolo de traer guantes y mascarillas, además de rociar con desinfectante las bolsas que recaban como basura “la empresa concesionaria mantiene los protocolos de sanidad para los empleados, a las unidades se limpian diario, pero es lo único que hacemos porque no hay un protocolo de revisión de residuos Covid-19” explicó.

Algunos estudios estiman que un paciente en hospital afectado por el Covid-19 emite hasta 2.2 kilos de desechos por día, mientras que en los hogares con casos positivos se desconoce la cantidad, porque no está clasificada en los residuos que salen al contenedor municipal.

“No viene etiquetada de los servicios en casas particulares y eso es grave, ya que la ciudadanía debería etiquetar las bolsas de residuo y ponerlas en contenedores transparentes para que así los recolectores puedan ver qué tipo de basura están manipulando” dijo Alberto Mendiola.

Exhortó a la ciudadanía a aprender a manipular estos residuos “y que evitemos contagiar a los empleados de limpia, quienes ellos recolectan y no saben si existe gente enferma y poder maniobrar de manera segura los residuos”.

Por último, señaló que en el relleno sanitario llegan las unidades a descargar las toneladas de basura generadas en la ciudad, y no se le da el tratamiento especial a la basura Covid, “las prácticas de tratamiento y eliminación de residuos en hospitales y clínicas los residuos reciben el mismo tratamiento que otros residuos sanitarios peligrosos, pero los que provienen en hogar terminan incinerados o en el tiradero y eso es potencialmente peligroso para los trabajadores” concluyó.