Exigen a NL resolver la crisis penitenciaria

0
COMPARTIR
En Cadereyta, la última tragedia cobró ya 16 vidas.

El expresidente del Consejo Ciudadano de Seguridad, Alfonso Verde Cuenca, cuestionó el uso de la fuerza letal para intervenir en el Penal de Cadereyta

Agencia Reforma

MONTERREY, NL.- Organismos ciudadanos exigieron ayer al Gobierno de Nuevo León tomar en serio el problema al interior de los penales y, ahora sí, darle prioridad y solucionarlo.

“Esto requiere ya una solución de fondo y contundente”, remarcó el director de Renace, Martín Sánchez, “hasta ahora la autoridad tiene los mismos resultados. Le ha faltado seriedad y tenerlo como prioridad en su plan de gobierno”.

Publicidad

Jesús Herrera, presidente del Consejo Cívico, pidió que el gobernador Jaime Rodríguez y su gabinete atiendan la crisis en los reclusorios y no la recolección de firmas para buscar su candidatura presidencial.

“(El problema en las cárceles) no lo han tomado con toda seriedad”, señaló, “porque ya se verían otro tipo de resultados”.

Cuestionan uso de fuerza

El expresidente del Consejo Ciudadano de Seguridad, Alfonso Verde Cuenca, cuestionó el uso de la fuerza letal para intervenir en el Penal de Cadereyta, donde murieron 16 personas, y exigió el nombramiento de una comisión internacional para valorar los hechos.

“Tras lo acontecido, la autoridad apuesta al olvido. Si queremos que se solucione definitivamente tiene que ser ya la prioridad”, manifestó el líder activista.

Te podría interesar:  Garantiza Pemex el abastecimiento

Luis Gerardo Treviño, de Vertebra, coincidió en que el estado debería priorizar el tema de los penales, aunque aclaró que no solamente depende de la autoridad estatal.

La Comisión Estatal de Derechos Humanos informó que inició una investigación de lo sucedido en el Penal de Cadereyta, y la titular Sofía Velasco recalcó que el estado es responsable al no atender debidamente el problema en las cárceles.

El Congreso local acordó pedir a la Secretaría de Gobernación que junto con el Estado presente un plan de acción para atender el problema, porque a la autoridad estatal le falta capacidad y es incompetente.