Silvia Sandoval

Irapuato.- Policías y agentes viales no paran de trabajar ni en su día festivo. Hoy, 22 de diciembre, hombres y mujeres que pertenecen a los cuerpos de seguridad, se les conmemora por su importante labor en México, sin embargo, para Erika y Liliana lo primordial es estar al servicio de su ciudad.  

Erika y Liliana son dos agentes viales de Irapuato, que festejarán su día haciendo servicio social y regalando despensas a personas con necesidad. Ellas afirman que el trabajo que realizan es en beneficio de la sociedad.

Erika de 23 años, platicó que su gusto por estar en una corporación le viene de familia, ya que cuando era una niña, veía a su padre portar el uniforme de militar.

 “Desde niña vi a mi papá, que es militar, en uniforme. Yo quise serlo, pero mis papás me sugirieron que buscara algo menos peligroso y decidí entrar a la academia de agente vial”.

Dijo sentirse orgullosa de trabajar en la Dirección de Tránsito “para que mi hijo crezca en una sociedad participativa y se sienta orgullosa de mí ”.

Liliana, quien es madre de tres hijos, señaló que dejó de ser educadora en un jardín de niños para ser agente vial. Contó que su deseo era entrar a la milicia.

“Yo quería entrar a la milicia, pero entre mis hijos y mis padres me hicieron desistir. Cuando salió la convocatoria para la Academia de tránsito, quise ver cómo era trabajar aquí”.

El festejo que ahora tendrán será muy significativo para ellas, solo piden a la ciudadanía los comprendan y sean empáticos con su trabajo.

“Nuestro trabajo es muy importante para la ciudadanía, queremos que nos entiendan y que no hacemos infracciones porque sí, son porque se infringe el reglamento y muchos no nos comprenden”.

MD