Nayeli García

Irapuato.- Los cuatro años que el obispo Enrique Díaz Díaz tiene viviendo en Irapuato han sido difíciles. El prelado confesó que han estado marcados por la violencia.

Le preocupan la enorme ‘cifra negra’ de desapariciones y de asaltos que la gente no denuncia, además de la versión oficial que celebra una reducción de la criminalidad cuando la percepción de la ciudadanía es completamente contraria.

El pasado 19 de mayo, el obispo cumplió cuatro años de haber llegado a Irapuato, quien fue recibido por miles de irapuatenses y autoridades a las que pidió no servirse de la gente, sino servir con vocación.

Foto: Archivo

Pero no habían pasado ni dos días cuando se dijo sorprendido por los asaltos, el robo a templos y la violencia en el municipio.

“Han sido muy difícil, porque estos cuatro años han estado marcados también por la violencia, y un año y medio caso por la pandemia, entonces ha sido muy difícil”, señaló el obispo.

Comentó que aunque las cifras oficiales del Gobierno Federal señalan que han disminuido en los homicidios, son datos que él no puede corroborar, pero la impresión que tiene él junto con la sociedad es que no han bajado.

Ver nota: Decapitan a mujer y abandonan su cuerpo en la colonia Martín Negrete

“La percepción es que no ha disminuido la violencia y que tenemos altos índices de violencia y será difícil corroborar los datos, ellos tienen los datos oficiales pero el sentir de la población es que sigue habiendo gran inseguridad”, indicó.

Se dijo preocupado por los asesinatos, pero también por la enorme cifra negra de desapariciones de personas y robos que la gente no quiere, no le interesa o no se atreve a denunciar, y que son dijo, “el pan de cada día”.

Enrique Díaz comentó que también durante estos cuatro años ha notado mayor pobreza en todos lados y en el tema ambiental, advirtió que se tiene un problema grave que es más evidente con las pocas lluvias que se han tenido, en donde se requieren acciones de conciencia de cuidado del medio ambiente.

Finalmente en la unión de la sociedad, consideró que no se ve una sociedad unida y menos durante los tiempos electorales en donde cada quien defiende a su candidato o a su partido, sin buscar el bien de la comunidad.

Ver nota: Lesionan a hombre al intentar asaltarlo en el tianguis de la Che Guevara en Irapuato