Empresa

Coletazos del caso Oceanografía

El 6 de mayo pasado un grupo de hombres armados se presentó en las instalaciones de la empresa Administradora Naviera del Golfo, ubicadas en Ciudad del Carmen, Campeche, en cuyo marco fuerzas federales del Ejército y la Marina detuvieron a 11 personas, entre ellas a Ricardo Israel García de la Cruz, a quien se vincula con Oceanografía

La firma agraviada culpó, en desplegado público, al presidente de la firma, Amado Yáñez Osuna, quien por el mismo medio negó la acusación, alegando que tiene 11 meses sin visitar la ciudad.

La compañía naviera constituida en 2003 sustentaba el nexo aduciendo que el empresario le había hecho previamente varias llamadas telefónicas, lo que también negó Yáñez Osuna, vía su abogado.

“Mi representado, señaló éste, responsable de la publicación, no tiene por qué hacer llamada alguna”, calificando como sedicente al firmante del primer desplegado, el administrador único de la firma, Rubén Alejandro de la Peña Domínguez.

Al margen de quien tenga la razón, el vínculo entre las empresas lo integra la posesión por parte de Administradora Naviera del Golfo de nueve barcos que pertenecieron a la flota de Oceanografía, en un entramado de intereses contrapuestos que podría involucrar al juez que llevó el concurso mercantil de la primera, Felipe Consuelo Soto, y al síndico nombrado para administrarlo tras su incautación, el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes.

En 2015 el juez aprobó un convenio concursal para sacar de la masa de la quiebra a las embarcaciones de la discordia, conocidas como Don Daniel, Amado Daniel, Don Amado, Don Alfonso, Caballo Galiceño, Caballo Siete Leguas, Caballo As de Oros, Caballo Genitor y Caballo Xanthus.

La exposición de motivos apuntaba a que las naves pertenecían en realidad a la firma Caballo Frión, quien el año siguiente cambió su razón social a Naviera Naranja, y de pasadita le modificó el nombre a éstas.

Finalmente los barcos serían transferidos a Administradora Naviera del Golfo, ubicándose como apoderado legal a Fabián Narváez Tovar.

El caso es que de acuerdo con el oficio 5904 de la titular del Área de Quejas de la Secretaría de la Función Pública, Jaqueline Lizbeth Álvarez, dirigido al juez Felipe Consuelo Soto, no hay certeza de que el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes haya colocado en el proceso de quiebra la totalidad de los bienes de Oceanografía, es decir que se excluyó con argucias a algunos.

La respuesta del togado fue que la no inclusión de éstos fue por haberse demostrado que no pertenecían a la excontratista de Pemex, excluyendo de responsabilidad al SAE.

El hecho es que el propio togado aprobó la salida de Oceanografía del concurso mercantil en enero de 2018, tras excluirse a CitiBanamex como acreedor… lo que objetó éste, obteniendo un amparo por parte del Noveno Tribunal Colegiado en Materia Civil, lo que dejó en limbo el capítulo y llenó de incógnitas el escenario.

El episodio sigue vivo.

Balance general

Cumplido el compromiso de México de poner en escena una reforma laboral que plantea libertad sindical, la fracción demócrata en el Congreso de Estados Unidos está presionando porque a su vez este país cumpla la promesa de excluir a México y Canadá del impuesto global al ingreso de acero.

La pinza, de acuerdo con el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, ha tenido eco en la Casa Blanca.

Como usted recordará, el arancel, a tasa de 25%, se impuso bajo el argumento de razones de seguridad nacional en el marco de la Sección 232 de la Ley de Expansión de Comercio, promulgada en 1962.

El escenario de esperanza lo confirmó la secretaria de Economía, Graciela Márquez, tras su primer encuentro con la ministra de Relaciones Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland.

Respiro

Con una deuda total de 106.5 mil millones de dólares, equivalentes a 2 billones 64 mil millones de pesos, Petróleos Mexicanos enfrenta este año vencimientos por 6 mil 600 millones, mil 100 más de lo que podría acceder de cara al apremio al renovar y renegociar la línea de crédito que había pactado hace meses la empresa productiva del Estado.

Como usted sabe, de los 8 mil millones de dólares a los que se tendría acceso, 2.5 mil se canalizarían a refinanciar el débito, canjeando deuda vieja por nueva, y los restantes 5.5 mil millones a garantizar los pagos que tocan a la puerta.

En 2020 llegarán vencimientos por 10 mil 600 millones de dólares.

A la llegada del gobierno del presidente Enrique Peña Nieto el monto de deuda de la petrolera era de 843 mil millones de pesos.

Deshojan la margarita

Será hasta el 27 de mayo próximo cuando la Secretaría de Hacienda y Crédito Público decida si se recurrirá al Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestales para darle otra bocanada de oxígeno a Pemex.

La intención original era asignarle una partida de 100 mil millones de pesos.

La posibilidad apunta a que la empresa productiva del Estado plantea un plan de negocios que técnicamente le reditúe mejor posición.

Por lo pronto, las calificadoras de deuda han externado que ni la renegociación de la línea de crédito por tres bancos extranjeros ni la construcción de la refinería en Dos Bocas influye para modificar a la baja la calidad crediticia de la exparaestatal.

Comentarios

Comentarios