Empresa

0
COMPARTIR

Sí Odebrecht… pero poquito

En afán de presumir al mundo que en México hay gobierno, la Secretaría de la Función Pública está abriendo un procedimiento administrativo de cara al caso Odebrecht, colocando en el centro de su larga pesquisa el descubrimiento de irregularidades en un contrato otorgado por Pemex… ¡por 119 millones de pesos!

Ahora que, cautelosa, la dependencia en lucha contra la corrupción de funcionarios públicos señala que el inicio del expediente “no implica prejuzgar acerca de la probable responsabilidad administrativa”.

Dicho con todas sus letras, a lo mejor nos equivocamos.

Publicidad

La flecha de punta mocha apunta a una de las tareas encomendadas a la firma constructora brasileña en la refinería Miguel Hidalgo ubicada en Tula, Hidalgo.

Naturalmente, el monto del presunto daño a la empresa productiva de Estado parece peccata minuta frente a la magnitud de los dos contratos otorgados para modernizar y reconfigurar las plantas a fin, decía el boletín, de incrementar la producción de gasolinas.

Uno de ellos, asignado el 14 de febrero del 2014, apuntaba a una contraprestación de mil 436 millones de pesos… que por acto de magia se convirtió en noviembre en mil 798.

El otro fue por mil 936 millones.

El primero apuntaba a construir una planta recuperadora de azufre y una desulfuradora de gas, con el compromiso de entregarse llave en mano el 16 de agosto del año siguiente.

El caso es que dos años después, la obra no se ha concluido, por más que la empresa recibió el 90% de los montos pactados.

A un año casi de que desde un tribunal de Nueva York estallara la bomba al revelarse que el gigante de Norberto Odebrecht había entregado sobornos para recibir contratos en 14 países por un total de 439 millones de dólares, de los cuales 10.5 apuntarían a México… cuyo monto se ha elevado a 16, la Función Pública da el puñetazo en la mesa.

Lástima que éste soslaye el que Petróleos Mexicanos no haya colocado en los múltiples contratos a la compañía brasileña, como ordenan los cánones, cláusulas de penalización por retrasos.

Lástima que hasta hoy no se levante un expediente sobre la asignación de contratos en forma directa, es decir sin opción de competencia.

Estamos hablando de 40 de ellos otorgados entre 2009 y 2012 para reconfiguración de la refinería de Minatitlán, en cuyo marco la Auditoría Superior de la Federación descubrió irregularidades que oscilan desde pagos extraordinarios de Pemex por trabajos que ya se habían realizado, hasta facturas dobles por trabajos realizados.

Lástima que tampoco se hable de que los costos en la mayoría de los contratos no se integraron con base en precios unitarios.

Lástima que se queda en el paréntesis el que teniendo opción Pemex de dirimir una controversia por supuestos adeudos por vicios ocultos en los contratos para la refinería de Minatitlán en el Tribunal Internacional de Arbitraje con sede en París, haya optado por la conciliación, en cuyo caso la firma brasileña no recibió lo esperado… pero casi.

Mientras en algunos países el escándalo ha llevado a la cárcel a presidentes de la república, además de diversos funcionarios públicos, en México la Función Pública apunta a un empleado menor de Pemex.

La impunidad como divisa del sexenio.

Balance general

En su reestructura general, tras lograr un acuerdo con sus acreedores que le permitió salir del concurso mercantil en que estaba inmersa, Abengoa México acaba de renunciar a la concesión por 25 años para operar el Acueducto de Zapotillo con proa de los Altos de Jalisco a la ciudad de León, Guanajuato. Originalmente se hablaba de tratos con Prana Capital para cederle el proyecto.

La firma participaba en la obra en sociedad con la Comisión Nacional del Agua y el Fondo Nacional de Infraestructura.

Se prevé que éstos la demanden por incumplimiento.

La concesión se había otorgado en 2011, estipulándose que empezaría a operar a partir del 3 de julio de 2012.

Lo cierto es que la obra entró en un largo paréntesis tantito por oposición de los ejidatarios de la zona que consideraban ser objeto de despojo, como por la insolvencia de la firma ibérica.

Antes de ello Abengoa le había cedido los trastos para construir la central de ciclo combinado Norte III en Chihuahua a las firmas Techint Ingeniería y Construcción y Maquarie Capital.

¡Aguas!

Del 18 al 22 del mes que corre se desarrollará una campaña, la tercera de la serie, en materia de prevención de incendios, en un escenario en que la mayoría de los edificios de gran altura en la Ciudad de México carecen de equipos adecuados para el combate. Por inaudito que parezca el país no tiene una regulación adecuada que obligue al equipamiento en lugares de alta concentración ya hoteles, hospitales, centros comerciales, plantas industriales y centros de espectáculos.

Se calcula que los incendios causan más víctimas que los fenómenos naturales como sismos y huracanes.

El tema será abordado en el marco del Fire Protection International Forum a celebrarse la semana próxima en la metrópoli.

Agenda trunca

Aunque la agenda está llena de pendientes, se prevé que a partir del primero de noviembre renuncie Carlos Noriega Curtis a la presidencia de la Asociación Nacional de Administradoras de Fondos para el Retiro. Previamente, los últimos días de octubre, el organismo celebra su convención anual.

Fiscal General

Aunque la desaparición del pase automático no descartaría la candidatura del procurador General de la Republica, Raúl Cervantes, para ser Fiscal General, se está promoviendo la figura del actual ministro de la Corte José Ramón Cossío Díaz.

Este termina su periodo en las próximas semanas. El togado nacido en 1966 con maestría en Derecho Constitucional y Ciencias Políticas en el Centro de Estudios Constitucionales de Madrid, se ha destacado como una voz independiente y autorizada en su tarea. Es autor de 25 libros.

¿Salud?

Será melón o será sandía, pero en ninguna de las plataformas políticas de los partidos políticos colocadas en calidad de agenda legislativa se incluye el tema de salud.

Se quedaría, pues, otro sexenio pendiente la posibilidad ya no de salud universal, sino de al menos hacer efectiva la prometida y pactada portabilidad, es decir que un derechohabiente del ISSSTE pueda atenderse en el IMSS y viceversa, para aprovechar al máximo la infraestructura.

En paralelo, el propio Seguro Social tendrá que esperar otro año para ubicar salidas frente a sus graves problemas financieros, con énfasis en el colosal faltante de reservas para el Régimen de Jubilaciones y Pensiones.