Empleados del SAT se quedan sin seguro de gastos médicos mayores

Informan también a los trabajadores de la Condusef que desde el primer minuto de 2019 no se efectuarán los pagos por la protección de gastos médicos mayores; aclara que seguirán contando con el esquema de seguridad social que brinda el ISSSTE

Agencias / Redacción

Ciudad de México / Guanajuato.- Luego de la polémica generada por el recorte de personal del Servicio de Administración Tributaria (SAT), medida que en el estado afectó a más de 240 trabajadores de los municipios de León, Irapuato y Celaya, el gobierno federal dio a conocer a través de un comunicadoque a partir del 1 de enero de 2019, queda sin efecto el seguro de gastos médicos mayores para los trabajadores vigentes.

Las acciones, que siguen las medidas de austeridad aplicadas por la nueva administración, también incluyen a trabajadores de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de los Servicios Financieros (Condusef).

En el comunicado interno dirigido a la comunidad del SAT, la dependencia explicó a sus trabajadores que desde el primer minuto de 2019 no se efectuarán los pagos del concepto de seguro de gastos médicos mayores debido a que en el presupuesto no se asignaron recursos para el ejercicio fiscal 2019, con lo que la póliza dejará de tener efecto.

“En el talón de pago de la primera quincena del mes de enero de 2019 ya no se reflejará el descuento de este concepto en caso de potencialización; por su parte, la dependencia dejará de cubrir el pago de primas básicas”, explica la comunicación interna del SAT.

Por su parte, la Condusef también informó internamente a sus empleados que el Presupuesto de Egresos de la Federación 2019 publicado en el Diario Oficial de la Federación el 28 de diciembre, destaca la reorientación del gasto público en beneficio de la población más pobre, con la intención de impulsar el desarrollo económico de México, con lo que se aplicarán cambios en los servicios de salud con los que cuenta el personal de confianza.

“Por lo anterior, se les informa que la vigencia del convenio de subrogación de servicios médicos para los trabajadores de mando o confianza de esta comisión concluirá a las 23:59 horas del 31 de diciembre de 2018”, destaca la comunicación interna de la Condusef.

El órgano fiscalizador del gobierno y la Condusef se unen a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) quien desde la semana pasada comenzó a notificar a sus empleados que también quedó sin efecto la prestación del seguro de gastos médicos mayores, con lo que deberán de atenderse en el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).

“Todos los colaboradores (operativos, mandos medios, superiores y personal jubilado) seguirán contando con el esquema de seguridad social que brinda el ISSSTE”, refiere la comunicación interna del SAT.

Así, el gobierno federal ha comenzado a notificar a sus empleados que el seguro de gastos médicos mayores queda sin efecto a partir de 2019, así como otras prestaciones como el seguro de separación individualizada.

“La administración actual ha emprendido una serie de acciones institucionales para garantizar la atención y prestación de servicios de salud, con especial énfasis en aquellos casos de trabajadores o familiares que estén hospitalizados o que reciben atención médica de manera continua bajo la cobertura del seguro de gastos médicos mayores”.

Todos los siniestros ocurridos con anterioridad al primero de enero de 2019 serán cubiertos por la póliza del seguro de gastos médicos mayores y se continuará dando trámite a los reembolsos correspondientes, dio a conocer el organismo.

De enero a septiembre de 2018, el gobierno federal pagó 2 mil 280 millones de pesos por concepto del seguro de gastos médicos mayores; en tanto, cálculos realizados por la Condusef en agosto pasado refieren que el ISSSTE tendrá un impacto en sus finanzas de al menos 4 mil 80 millones de pesos ante el aumento en la demanda de atención médica por parte de burócratas.

Supuestamente a consecuencia de las medidas de austeridad impuestas por el gobierno federal, 200 empleados de las oficinas del Servicio de Administración Tributaria (SAT) en Irapuato fueron despedidos al mediodía de ayer, lo mismo 1ue 30 o 40 en la ciudad de León, donde en señal de protesta los trabajadores hicieron un paro laboral.

Apenas el 21 de diciembre, como resultado de las medidas de austeridad impuestas por el gobierno federal, más de 200 empleados de las oficinas del Servicio de Administración Tributaria (SAT) en Irapuato fueron despedidos, lo mismo que 30 o 40 en la ciudad de León y unos más de Celaya, originando un paro laboral por parte de los trabajadores.

Al respecto, a dos trabajadores de las oficinas centrales del SAT, identificados como personal de apoyo jurídico del Área de Materiales, y que son parte del personal que fue cesado, les informaron que ayer finalizaban sus labores debido al cierre de la oficina, por lo que debían entregar sus respectivas renuncias.

MEJZ*

Comentarios

Comentarios