Luz Zárate

Celaya.- Del total de pacientes que llegan al Centro de Integración Juvenil (CIJ) en Celaya, el 70% es por adicción a la marihuana y su legalización podría incrementar el número de adictos.


El Director del Centro de Integración Juvenil (CIJ), Pedro Vela Salgado, afirmó que la marihuana es una de las drogas que más se consume –le sigue el cristal-, y aunque se apruebe con un uso lúdico genera adicción y daños a la salud. Se legalización propiciará su consumo en más personas, sobre todo en niños y adolescentes.


“Alrededor del 70% de nuestros pacientes que acude aquí en Celaya refieren que la marihuana es de las que más se consumen. El sentido de esta legalización tiene que ver con derechos humanos que antepusieron, por ejemplo de la gente que tiene preferencia o adicción a este tipo de sustancias y de alguna forma nosotros tenemos que ser respetuosos de esas determinaciones que se dan desde la parte legislativa, pero sí les puedo decir que eso abrirá la puerta a su consumo, pues es una manera de facilitar su disposición, de alguna manera existe el riesgo de que aumente la posibilidad de consumo, sobre todo la población más vulnerable que son los niños, los adolescentes y ese riesgo puede aumentar”, señaló.


En Celaya se tienen documentados casos de niños de 7 u 8 años que ya tienen problemas de adicción a las drogas, sin embargo el promedio de edad de inicio en el consumo es a partir de los 12 y 15 años, siendo los hombres quienes más consumen.


El Senado aprobó el jueves la legalización de la marihuana para usos recreativo, científico, médico e industrial, aunque falta que la Ley general para la regulación del cannabis pase a la Cámara de Diputados para su revisión y aprobación antes de que finalice la actual legislatura el 15 de diciembre.


Ante esta iniciativa, el Director del Centro de Integración Juvenil en Celaya, Pedro Vela, manifestó que acompañada de esa iniciativa también debería haber incremento de presupuesto para las instituciones de salud que atienden el tema de las drogas, pues tendrán que reforzar las acciones de prevención y tratamiento.


“Tenemos que estar preparados para atender a los pacientes que ya tenemos, pero también a algunos nuevos que puedan surgir, esperemos que esta legislación impacte también en mayores recursos para que las instituciones puedan fortalecer sus programas de prevención y tratamiento, tenemos que apostarle a la prevención, para que los jóvenes y niños estén bien informados sobre el consumo de este tipo de sustancias”, dijo.


En el CIJ se atiende a 3 mil pacientes al año, pero también hay pacientes nuevos que en promedio eran alrededor de 900 personas nuevas cada año, en este 2020 por la pandemia han sido sólo 500.


Las drogas lícitas más utilizadas son el alcohol y el tabaco y de las ilícitas son la marihuana, el cristal, la cocaína, el crack, los inhalables y la heroína, según su orden de importancia.

AC