Irapuato Top 5

Doña Rosa quiere unos tamales para ‘irla pasando’

Nancy Venegas

Irapuato.- Rosa Vega Ramírez, de 58 años de edad, es discapacitada porque una infección en su pierna izquierda -derivada de complicaciones por diabetes– obligó a los médicos a amputarle parte de esta extremidad, pero ello no le impide buscar diariamente el sustento.

En los portales del centro histórico ofrecía golosinas, bolsas con confeti, velas y luces de bengala, además de servilletas y vestidos tejidos para niño Dios, su único deseo de Año Nuevo es que le regalen masa y hojas de maíz, para hacer tamales y darle la bienvenida al 2021.

“Perdí mi pie porque soy diabética y no me cuidé bien, entonces los doctores tuvieron que amputarlo para que no siguiera la infección… Tengo dos hijos y una hija, pero no quiero  molestarlos; vivo en casa de una amiga que me quiere y apoya mucho en la calle Pedro Moreno, aquí cerquita en el centro, no me cobra renta y me dan un taco”. dijo.

Recibe despensas

Hace ocho años Rosa empezó a vender, en promedio diario obtenía 100 pesos lo que dijo es suficiente para asegurar su alimentación. Pero con la pandemia por Covid-19 ya no pudo salir a ejercer el oficio, contó que ha recibido apoyos de despensa por parte del Municipio.

“Me han dado despensas y yo las he entregado donde vivo porque me parece justo dárselas porque ahí como. Hace unos meses unas personas que venían con chalecos guindas me dieron un papelito para que me llegara un apoyo del gobierno, me dijeron que fuera a correos porque me iban a dar el dinero, pero cuando fui me comentaron que aún no tengo la edad para el apoyo y me regresaron, tengo que esperar a cumplir los 60 años para alcanzar esa ayuda”, contó Rosa Vega.

LC

Related posts