Lourdes Vázquez

Guanajuato.- La Auditoría Superior del Estado de Guanajuato (ASEG) detectó irregularidades en la obra de la segunda etapa del camino de Rancho Nuevo a Cerro Gordo en el municipio de Salamanca por casi 1.7 millones de pesos, cuando la obra realizada por el Grupo Constructor CEGA S.A de C.V. tuvo un costo de un millón 995 mil pesos aproximadamente.

La revisión específica practicada a dicha obra realizada durante la administración del panista Antonio Arredondo Muñoz, arrojó además, ocho observaciones que no fueron solventadas.

Dicha revisión se dio en cumplimiento a la resolución de denuncia de investigación de situación excepcional respecto a la planeación, programación, presupuestación, contratación, ejecución y control del contrato DGOP/LS/LE/RM/MUNICIPAL/035-18 de fecha 27 de julio de 2018, consistente en la terminación de la obra denominada ‘Segunda etapa de Rancho Nuevo a Cerro Gordo’, en dicho municipio.

Hay ocho observaciones no solventadas

Las ocho observaciones no solventadas se refieren a la planeación de la obra, así como a estudios de factibilidad y evaluación de impacto ambiental, a la licitación simplificada, bitácora de obra, residente de obra, cantidades de obra, cantidades de obras contratadas cuya ejecución incide en zonas consideradas en otro contrato vigente, y en la planeación y ejecución de obra.

Dentro de las observaciones se detectó un monto de 18 mil 503 pesos correspondientes a cantidades autorizadas en dos obras de las cuales no se acredita su ejecución.

Esto mientras que se encontraron anomalías por 309 mil 412 pesos respecto a obras contratadas cuya ejecución incide en zonas consideradas en otro contrato aún vigente; y el monto mayor de un millón 369 mil 152 pesos se detectó en la planeación y ejecución de la obra, tras advertirse la existencia de deterioros como erosión general en la carpeta asfáltica y desplazamiento de talud en el carril derecho del lado del canal Ing. Antonio Coria, además que el material de protección de talud no es cohesivo y está expuesto a una rápida erosión, lo que dio un total de un millón 697 mil 069 pesos.

Encuentran discrepancia en estudio geotécnico

Por lo que respecta a la planeación de la obra, la auditoría revela que no se contó con un expediente técnico validado, estudios preliminares ni Proyecto Ejecutivo acorde a los alcances y especificaciones contractuales, pues este difiere del estudio geotécnico, que también presenta irregularidades al no tomarse en cuenta la hidrología y la presencia del canal Ing. Antonio Coria.

Respecto al proyecto ejecutivo, se encontró que Gruvial Host S.A de C.V. elaboró dos, uno con el nombre ‘Camino Coecillo-Rancho Nuevo’ y otro ‘Rancho Nuevo-Cerro Gordo’, pero en los documentos entregados se enuncia el proyecto ‘Pavimentación de camino Rancho Nuevo–Cerro Gordo’.

Tampoco se contó con estudios de factibilidad y evaluación de impacto ambiental; en el proceso de licitación simplificada se invitó y aceptó a un licitante con el registro vencido en el Padrón Único de Contratistas del Estado, entre otras omisiones.

MD