Karla Silva

Silao.- Derivado de las entrevistas realizadas por inspectores federales del trabajo, previo a la consulta de legitimación del Contrato Colectivo de Trabajo celebrado entre el Sindicato ‘Miguel Trujillo López’ y la armadora automotriz General Motors en su Complejo Silao, se advirtió que hubo ofrecimientos económicos para votar a favor el convenio y que, al perder la votación, se negó que permanecía la continuidad de la representación sindical, por lo que se dio parte a la Procuraduría Federal de la Defensa del Trabajo (Profedet).

Lo anterior se constata en la resolución emitida ante la reposición de la consulta, documento firmado por la Unidad de Enlace para la Reforma al Sistema de Justicia Laboral, de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social.

El 20 y 21 de abril pasado se realizaba la consulta de legitimación del CCT, proceso que fue suspendido y anulado por la autoridad al ocurrir irregularidades que afectaron el desarrollo su desarrollo, por lo que se determinó su reposición antes del 20 de agosto, acción que se realizó el 17 y 18 de ese mes.

Las entrevistas aplicadas del 9 al 16 de agosto a 6 mil 624 sindicalizados, se realizaron mediante un cuestionario con cinco reactivos, de manera aleatoria, voluntaria y anónima. En los resultados se observaron posibles incidencias en 342 casos -cifra que representa el 5.16% del total-, sin embargo “no se identificaron elementos que permitieran advertir una afectación determinante a las condiciones mínimas de seguridad y certeza para llevar a cabo la consulta a las y los trabajadores, o vulneración a los principios de seguridad, transparencia, confiabilidad y certeza en la votación, toda vez que las mismas no generaron consecuencias de derecho o daños directos a una persona determinada”, se consignó en la resolución.

De las posibles incidencias reportadas, 34 se relacionan con desinformación generada entre las y los trabajadores acerca de perjuicios de los que podrían ser víctimas de no legitimarse el CCT, donde destacan amenazas de pérdida de empleo, o que la empresa cerraría o se trasladaría a otro país.

Así fue el proceso

Fue el pasado 21 de abril cuando inició la etapa de votación con la que se busca legitimar el contrato colectivo de trabajo, entre la representación sindical y la trasnacional automotriz General Motors en Silao. Sin embargo, los obreros pretendían un sindicato libre e independiente.

La inconformidad se originó por el presunto actuar corrupto de personas que integran el sindicato ‘Miguel Trujillo López’ al no rendir cuentas sobre las aportaciones de sus representados y dejarlos en desamparo, por lo que la oposición al CCT significaba una oportunidad para conformar un sindicato independiente.

No obstante, la destrucción ilegal de boletas obligó a la suspensión del proceso de votación que se realizaba en el Complejo Silao de la compañía armadora automotriz General Motors, con el que se pretendía la legitimación del Contrato Colectivo de Trabajo (CCT).

La Secretaría del Trabajo y Previsión Social decidió anular la votación y ordenó al sindicato de trabajadores de la planta de GM en Silao reponer el proceso de legitimación del contrato colectivo de trabajo, en un plazo de 30 días naturales, sin prórroga.

El nuevo sindicato

Foto: Karla Silva

Con 591 votos de diferencia y 39 nulos, se dio por terminado el CCT como lo establece la reforma laboral en nuestro país. La Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) dejó en claro que los trabajadores no perderán derechos adquiridos y que por el contrario, conservarán las mismas prestaciones y condiciones laborales.

Se contará con un plazo de 20 días hábiles para analizar los informes brindados por el personal verificador, así como las instancias de observancia nacional e internacional: Instituto Nacional Electoral (INE) y la Organización Internacional del Trabajo (OIT). También podrán presentarse quejas por cualquiera de las partes involucradas.

Luego de que los empleados decidieron dejar sin vigencia el Contrato Colectivo de Trabajo (CCT) —bajo titularidad del Sindicato ‘Miguel Trujillo López’ (SMTL)—, la agrupación Generando Movimiento se dijo satisfecha de que la clase trabajadora se hizo escuchar. El resultado, consideraron, “representa un logro para la clase obrera, aunque la verdadera lucha apenas comienza”.

Por su parte, Israel Cervantes, miembro activo de la organización Generando Movimiento, destacó que el logro se obtuvo gracias al respaldo del sindicalismo independiente nacional e internacional y de organizaciones que buscan el bien común para la clase obrera.

Pese a que la votación fue definitiva, el Sindicato Nacional ‘Miguel Trujillo López’  (SMTL) afirmó que en el proceso de legitimación del Contrato Colectivo de Trabajo (CCT) —que sostiene con el complejo Silao de la armadora automotriz General Motors—, la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) cometió irregularidades, por lo que advirtió que podría interponer un recurso de inconformidad.