Cuca Domínguez

Salamanca.- Integrantes del Área Natural Protegida del Temascatío presentarán denuncia ante las autoridades federales contra un particular que aseguran se ha apropiado del templo y predios aledaños en la comunidad Cañada de Ortega; por lo que esperan que las autoridades estatales y federales del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), hagan algo al respecto.

Sin embargo, Gerardo Salgado Valtierra, asegura que ese predio es de su propiedad y tiene escrituras, y que por ello es que ha obtenido los permisos para funcionar como área turística, donde incluso se ofrece hospedaje hasta para 15 personas.

La asociación

Correo acudió a la zona a petición de Francisco García Villafaña, presidente del Consejo del Área Natural Protegida; del ambientalista Lázaro Uc Mas y de Roberto Villafaña Almanza, sacristán del este santuario del Señor de la Misericordia, considerado el segundo templo más antiguo que data del siglo XVIII. Ellos han conformado la Asociación de la Cuenca Alta del río Temascatío.

Ahí los habitantes de la zona entregaron a Correo, una carta abierta que dirigen a la Presidencia Municipal de Salamanca y a la Dirección de Áreas Naturales Protegidas de la Secretaría de Aseguran que particular se ha apropiado de predios en Cañada de Ortega ANP El Temascatío denuncia invasión Medio Ambiente, donde explican que la zona de Cañada de Ortega, es un inmueble catalogado como “monumento histórico, con ficha de catálogo 11/027/010 004 y que quien se dice dueño del predio no ha acreditado ante este instituto su calidad de propietario; por lo tanto las obras que ha hecho en el lugar contravienen la Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicas.

Por ello solicitan que las instancias correspondientes realicen una investigación sobre los posibles ilícitos en lo que ha incurrido Gerardo Salgado. Y que mientras dure la investigación se le suspendan sus derechos a Gerardo Salgado como miembro del Comité Técnico del Área Natural Protegida, toda vez que su actitud no es la de proteger la zona, sino aprovecharse de ella.

Además solicitan una vez más el urgente apoyo a los proyectos de desarrollo del ANP que ya las autoridades tienen conocimiento y que son el puente vehicular sobre el río Temascatío; el desarrollo de sitios turísticos sobre el río Temascatío y el apoyo concreto directo a programas de ganadería y forestal.

El documento en poder este medio está firmado por 11 integrantes de la Asociación Civil del Área Natural Protegida de El Temascatío y dicen que si la autoridad determina que es de su propiedad, entonces así será, pero de lo contrario tendrá que desalojar, dado que es de uso común.

Hay escrituras

Gerardo Salgado destacó que “éste es un tema que estas personas sacan cada año, pero tenemos la propiedad del predio que incluye el templo que incluso mi padre quiere donar; pero ante esta actitud parece que no lo haremos. Este es una propiedad familiar, era de mis abuelos, aquí nació mi padre, ahora pertenece en diferentes extensiones a mis primos y a mí”.

“Tenemos todos los permisos para operar como lo estamos haciendo, es una propiedad familiar, es mi propiedad y así lo hemos comprobado, por ello tenemos permiso de las autoridades del INAH y de la SMAOT, no entendemos porque cada año estas personas dicen lo mismo”, destacó.

Lamentó que en lugar de conjuntar esfuerzos para que este lugar sea una oportunidad de ecoturismo porque incluso ha iniciado con un museo local, con artículos de la zona; “les he invitado a buscar recursos, a bajar programas, pero ellos no han querido trabajar; por ello no hay problema en que inicien cualquier acción legal porque no podrán hacer nada porque tenemos las escrituras, los permisos y todo lo que se requiera”, dijo mientras mostró permisos y documentos a su nombre para realizar trabajos en el predio.

EZM