De la orfandad, a la ‘conquista’ del norte

1
COMPARTIR
Foto: Rogelio León.

José Luis Solórzano recibe reconocimiento por su vida de esfuerzo y logros como migrante

CATALINA REYES

GUANAJUATO, Gto.- A los tres años, José Luis Solórzano Zavala quedó huérfano de padre y madre en la comunidad El Varal, de Abasolo. “El ser huérfano en la niñez no es nada fácil. Para mí siempre fue algo que le preguntaba a Dios por qué yo. El sufrimiento parecía no tener fin y esa fue una de las razones por las que salí de mi tierra cuando aún no cumplía 15 años.

“Decidí salir de la tierra que me vio nacer como andaba vestido. Llegué hasta un pueblo de Sinaloa donde comencé a trabajar limpiando chiles. Tenía que lavar mi ropa y quedarme en el agua hasta que se secara porque no traía nada más que ponerme. Decidí que seguiría mi sueño de llegar al famoso norte. Y con lo que gané en  cinco semanas llegué hasta Sonora, donde dormí por seis meses en un saco de piscar algodón.

Publicidad

Ahí, cada noche miraba el cielo estrellado y se preguntaba: “¿Dios mío, por qué yo? ¿Por qué tenías que llevarte no sólo a mi padre, sino también a mi madre?

Después de seis meses, juntó lo equivalente a 200 dólares, que era lo que costaba llegar al norte. Pasó con un ‘coyote’ y, después de tres días sin comer, llegó con su hermano, que ya tenía varios años viviendo en Estados Unidos.

Comenzó a trabajar en una taquería, donde ganaba un dólar por hora. Trabajaba 14 horas diarias los siete días de la semana. Pero José Luis no sólo quería sobrevivir, sino destacar en aquel país.

“Me propuse no ser el que limpiara las mesas, barriera o limpiara los pisos y comencé a ganarme la confianza de mis patrones para terminar siendo el encargado de dos negocios: una tienda de abarrotes y la taquería. Pero no estaba contento y decidí comenzar a vender cobijas y zapatos por las calles”, mencionó.

“Gracias a Dios, abrí mi primer puesto en un remate o puesto como los de la central camionera de León; me iba muy bien”. No contento, comenzó a vender al mayoreo. Ahora, tiene bodegas y tiendas en todo Estados Unidos.

La recompensa

“A mí nunca se me olvidó mi gente”, afirma José Luis, por eso abrió dos fábricas en Abasolo en las que trabajan 600 personas de El Varal, de las cuales la mayor parte son mujeres que fueron abandonadas por sus parejas, que emigraron a Estados Unidos y por falta de documentos no pueden regresar o simplemente encontraron otra pareja allá y se olvidan que ya tenían familia. “Eso me llena de orgullo, saber que estoy poniendo un granito de arena en la tierra que me vio nacer”.

Te podría interesar:  El estado está preparado para recibir a paisanos

Ahora José Luis Solórzano tiene tres hijos, los cuales ya tienen negocio y además una estudia una maestría en Sociología.

Todo esto lo logró sin haber estudiado más allá de sexto año de primaria, con sólo 7’s de calificación. “Nunca fui bueno para la escuela; las letras no entran cuando no tienes estabilidad”. A la distancia de los años, de su orfandad, opinó: “Creo que es una de las razones por las que estoy donde estoy”.

Su futuro lo vislumbra así: “Me dedicaré a ayudar a cuanto más pueda y que más gente pueda tener una vida mejor”. Ahora tiene un proyecto muy ambicioso del que no reveló detalles. “El reto es estar en los 2 mil 157 municipios, no sólo en los 46 de Guanajuato, así como inicié mi negocio con un par de zapatos, lo puedo lograr”, auguró.

Recibe tres reconocimientos

Por toda esa historia de esfuerzo y ayuda a los demás como migrante guanajuatense, ayer Solórzano Zavala recibió tres reconocimientos: del gobierno del estado, el Congreso local y otro de los diputados del PAN, durante la sesión del Consejo Directivo del Instituto de Atención al Migrante Guanajuatense y sus Familias.

La diputada federal Alejandra Reynoso recordó que el jueves pasado también fue reconocido por la Cámara de Diputados con la Medalla al Mérito Cívico ‘Eduardo Neri’, por la misma razón.

Aplica el Instituto del Migrante $62 millones durante este año

Este año, el Instituto de Atención al Migrante Guanajuatense y sus Familias ha repatriado 60 cuerpos de ‘paisanos’ desde Estados Unidos, en lo que se ha invertido 1 millón 545 mil 143 pesos. Las principales causas de muerte han sido accidentes automovilísticos y homicidios, y sólo seis por cruzar la frontera, precisó Susana Guerra, directora del instituto.

lg300-1

Lo anterior se dio a conocer durante el informe anual 2016 del Instituto, durante la sesión de su Consejo Directivo, donde también se detalló la inversión de 62 millones 200 mil pesos en los programas 3×1, 2×1 y actividades productivas.

Las acciones

Dentro del programa 3×1 se financiaron 348 obras y acciones en 24 municipios, con una inversión de 30 millones 744 mil 157 pesos. Entre las acciones, estuvieron entrega de calentadores solares, 15 pavimentaciones de calles, becas para 2 mil 238 alumnos, 11 electrificaciones y cuatro proyectos.

En el programa 2×1 se financiaron 113 obras en 13 municipios, con valor de 23 millones, que sirvieron para entregar 4 mil 109 calentadores solares, tres proyectos de plazas públicas, dos proyectos de remodelación de templos y tres proyectos de pavimentación de calles.

Te podría interesar:  Proyectan la Casa del Migrante en la ciudad

En cuanto al rubro de actividades productivas patrimoniales, se apoyaron 65 proyectos para equipamiento de  negocios (estéticas, cafeterías, artesanías), con inversión de casi 4 millones de pesos.

Se asignó el Fondo de Apoyo a Migrantes, por aproximadamente 20 millones. en 35 municipios; se otorgaron 86 mil 430 dólares a federaciones; hubo más de 60 tomas de nota de asociaciones de migrantes en Estados Unidos y se realizaron 17 giras de trabajo en ese país. También se han entregado mil 76 actas de nacimiento y matrimonio.

Aumento a empleados en Estados Unidos

En la sesión, se decidió aumentar el sueldo a los empleados de las cinco oficinas de enlace en Estados Unidos, pues han sido afectados por el tipo de cambio peso-dólar.

El gobernador Miguel Márquez dijo que los directores de área tienen nivel 12, “pero al hacer la conversión se les reduce significativamente el 40%, ganan 800 dólares mensuales cuando aquí en Guanajuato un director gana 30 mil pesos mensuales”, afirmó.

Se acordó entonces pedir a la Secretaría de Finanzas un estudio de sueldos, tomando en cuenta la paridad peso-dólar.

A su vez, Susana Guerra precisó que hay en oficinas de enlace dos personas en Los Ángeles, dos en Chicago, una en Atlanta, una en Carolina del Norte y una más en Texas.

Remesas, 2 mil mdd en 2016

El gobernador Miguel Márquez calculó que este año se cerrará con un promedio de 2 mil millones de dólares de remesas enviadas al estado por los migrantes guanajuatenses.

“Lo he comentado, se ha visto a través de encuestas, lo primero en que se va es sobre todo para manutención, segundo el vestido, tercero mejoras en el hogar, un cuarto en proyectos productivos y lo demás en ahorro”, afirmó en entrevista.
Por su parte, Susana Guerra, directora del Instituto de Atención al Migrante, refirió que el año pasado regresaron 60 mil paisanos a Guanajuato en esta temporada. “Creemos que la cifra puede incrementarse, pero en principio lo que manejamos es una cifra de 60 mil”.

Sobre si hay temor de algunos ‘paisanos de no venir por miedo a no poder regresar por la política antiinmigrante de Donald Trump, Guerra admitió: “Sí, efectivamente, algunos de ellos están pensando si efectivamente regresan a Guanajuato por las dificultades del retorno, pero aún así creemos que hay mucho movimiento”.