Nayeli García

Irapuato.- “Si nosotros nos contagiamos, quién va a salir a servir a ustedes”, señaló el general y comandante de la 16va. Zona Militar, Sergio Ángel Sánchez García, quien compartió que durante el año pasado siete elementos castrenses fallecieron a causa del Covid-19.

“Hemos tenido lamentables decesos de compañeros, que también como todos los mexicanos tenían alguna comorbilidad, pero que con todas estas medidas hemos salido avante y nuestra tarea principal es auxiliar en todos los momentos y foros y estamos abiertos para servir a la sociedad”, señaló.

Comentó que actualmente se tiene cerca de 10 elementos contagiados, de una población cercana a los 5 mil soldados, por lo que es un porcentaje mínimo, así como se tiene ocupadas máximos tres camas en el Hospital General Militar con sede en Irapuato,  cuando el año pasado se tuvieron que habilitar 60.

Puedes leer: Con 9 mil 500 casos activos, Covid marca cifra sin precedente en Guanajuato

“Al igual que toda la sociedad al empeñarnos en auxiliar a la población civil con el plan DNIII también nuestro personal ha salido contagiado, nuestras medidas profilácticas las que adoptamos que recomienda la secretaria de salud del lavado de manos, el uso de gel y cubrebocas, la mascarilla y la disciplina que obviamente tenemos en el instituto armado y fuerzas armadas, nos ha permitido disminuir de gran manera los contagios”, compartió.

El general señaló que, en todo el país, la variante del Omicrón está provocando el incremento de contagios, sin embargo la disciplina con la que obviamente se trabaja en la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) ha permitido que no haya mayores incidencias, sin embargo, se tiene que redoblar los esfuerzos y medidas de protección.

Consideró que la ciudadanía también debe de cooperar y acatar las recomendaciones del uso de gel antibacterial y el uso obligatorio del cubre bocas y ser disciplinados para poder disminuir el riesgo de un contagio.

Convoca sedeña a luchar contra la Covid

“México te necesita”, así iniciaba la convocatoria que la Sedena lanzó para la contratación de personal para enfrentar una nueva guerra, la guerra contra un nuevo coronavirus, que entre otras cosas demostró que personal civil y el Ejército pueden trabajar juntos para enfrentar cualquier situación de riesgo que llegue en el futuro.

A casi un año alrededor de 25 trabajadores de la salud, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) fueron reconocidos como héroes, con la presea Miguel Hidalgo en su grado de banda, que es el mayor reconocimiento entregado por la Nación.

“Reconozco a los médicos esa parte de que nosotros por nuestra profesión, educación enfrentamos riesgos, y se necesita valor, y fue comprobado y acreditado ese valor que lo demostraron con hechos al salir a ser voluntarios y enfrentar lo desconocido, enfrentar lo desconocido es muy terrible y ellos con todo el valor sabiendo la conciencia de lo que está ocurriendo ahí estuvieron, creo que es un justo reconocimiento”, señaló el general y comandante de la 16va. Zona Militar, Sergio Ángel Sánchez García.

La entrega de reconocimientos se hizo en presencia del comandante de la XII Región Militar, Francisco Ortega Luna y autoridades de salud estatales.

Lee también: Ejército Mexicano llegará a Celaya para reforzar la seguridad: SSC

El director del Hospital Militar Zona Apatzingán- Michoacán, Francisco Rodríguez Hernández manifestó que al enfrentar esta pandemia que no está superada, se ha tenido miedo, impotencia, pero también se demostró que las instituciones de salud pueden trabajar unidas para mejorar el bienestar de la ciudadanía.

“Este reconocimiento es una forma de reconocer la hazaña del personal de salud, ya que este reconocimiento será heredado a sus familias y le contarán a sus hijos y sus nietos lo que hicieron en esta hazaña con cariño, y con un ideal, y no olviden que sus padres y madres son héroes, porque ahí lo dice la ley, porque son actos heroicos de difícil repetición”, enfatizó.

Y es el cansancio de las largas jornadas de trabajo no fueron impedimento para seguir con su labor, comentó el doctor Oscar Ulises Balcazar Ortega, uno de los médicos reconocidos, quién compartió que se acudió al  llamado de guerra convocado por la Sedena, aun sabiendo que habría bajas, pero continuaron adelante, por lo que este reconocimiento es de todos los que siguen en pie de lucha y para los que ya no están.

“El personal militar trabaja mano a mano, siempre ha estado para salvar a los mexicanos, fueron meses en donde vimos cosas duras, semanas difíciles, con gran carga de trabajo, días en que no sentimos importantes, en ocasiones cansados, con sed, con hambre, pero siempre entregando toco el conocimiento y destreza, el día de  hoy sabemos que el Ejército y el personal civil podemos hacer un gran equipo en momentos críticos que se nos pudieran presentar en el futuro”, expresó.

También lee: No se privilegia la economía sobre la salud: Daniel Díaz

LC