Nayeli García

Irapuato.- El contralor Municipal, Guillermo Patiño Barragán negó cualquier tipo de relación e interés en el Relleno Sanitario de la comunidad de Aldama y aseguró que tiene todo listo para iniciar una investigación por el otorgamiento de permisos para la construcción, sólo hace falta que los habitantes de la comunidad presenten su petición.

“Me sorprendió que dijeran que yo hubiera hecho tráfico de influencias y en lo absoluto, a lo mejor pretendan relacionar mi nombre con el del ex regidor Daniel Ruiz Barragán (…) yo no tengo nada que ver, mi postura en la administración es bien clara, y es precisamente para verificar que todo se lleve a cabo correctamente”, señaló el contralor.

Guillermo Patiño aclaró que no es primo ni pariente del ex regidor del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y aseguró que él nunca hizo ninguna comunicación o gestión para el trámite, del cual desconocía hasta que los habitantes de Aldama manifestaron su inconformidad.

“Yo no tengo nada que ver, pero sí sostienen sus argumentos, pues lo tendrán que probar ante la instancia correspondiente”, puntualizó.

Esto, luego de que habitantes de la zona denunciaron posible tráfico de influencias e inactividad de la Contraloría Municipal en los permisos que otorgó el Municipio a la empresa Promotora Ambiental La Laguna, para el Relleno Sanitario.

Guillermo Patiño precisó que tiene listo el expediente para iniciar una investigación en ese sentido, sin embargo como el tema ya lo tiene una instancia federal, prefirió esperar a que se dé un fallo definitivo para no caer en falsas expectativas con una investigación de manera oficiosa; pero en caso de que los habitantes de Aldama la soliciten de manera formal, se le dará entrada y seguimiento a la petición.

“Hasta ahorita todas son suposiciones, el hecho de que se hayan otorgado permisos condicionados no quiere decir que se hayan entregado ilegalmente este expediente (…) quiero ser cauteloso en ese sentido amén de los señalamientos que me están haciendo, pero nadie ha venido a presentar la queja en ese sentido”, explicó.

La acusaciones en su contra supuso se derivan de que los habitantes de Aldama querían tener acceso a documentos que el Municipio tiene bajo su resguardo, pero que por ley no puede ponerlos a disposición, además de que el haberlos usados para el juicio de amparo, podría haber caído el Municipio en una ilegalidad e incluso la parte quejosa.

Por si no lo viste:

LC