Agencias

Ciudad de México.- La contención del Covid-19 será clave para una recuperación económica sostenida y evitar que afecte más a los más pobres, dijo el titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Arturo Herrera Gutiérrez.

Adelantó a diputados que el gobierno pagará la próxima semana 4 mil 200 millones de pesos como anticipo para contar con las primeras dosis de la vacuna en el primer trimestre del próximo año.

Al comparecer ante el pleno de la Cámara de Diputados para el análisis del Segundo Informe de Gobierno y del Paquete Económico 2021, dijo que no hay disyuntiva entre economía y salud. “La economía solo crecerá de manera sostenida si mantenemos contenida la propagación del virus SARS-CoV-2; si la pandemia no se contiene la economía no puede crecer de manera constante”, estableció.

Comentó que en sus recientes giras por las ciudades más golpeadas por el Covid-19, como Yucatán, Campeche y Quintana Roo, pudo verificar que la reactivación estará en función del freno del virus.

Comentó que hoy saldrán los primeros vuelos de Alemania, y a partir del viernes los de Francia y Suiza hacia Quintana Roo.

“No es porque descubrieron que las playas son agradables, sino porque está contenido el Covid; lo más importante para la recuperación económica es invertirle a la salud, que trae un aumento de más de 9% en recursos en la Secretaría de Salud”, dijo.

Pega a pobres

Señaló que el impacto del confinamiento ha sido más severo para los sectores que dependen de la interacción física de clientes y proveedores, como el transporte, turismo y proveedores. Aunque todos estamos expuestos, quienes están más son los que no pueden trabajar a distancia y un número importante deben laborar a diario, como los que están en la economía informal, por necesidad, explicó.

“Por eso el Covid afecta más a pobres, a los de menos recursos para paliar el confinamiento, porque no se podían dar el lujo de trabajar desde casa”, admitió.

Más adelante, Herrera respondió planteamientos de diputados sobre el federalismo y el impacto por la crisis en los recursos que reciben los gobiernos locales, los fideicomisos, los impuestos y la deuda. Aseguró que “estamos a mano” con el suministro de participaciones porque se están pagando en tiempo y forma.

Pero destacó que si hay alguna preocupación es la deuda de las entidades, sobre todo aquellas en las cuales se celebrarán elecciones para cambio de gobierno.

“El año que entra casi la mitad de los gobiernos, 15 de las 32 entidades, dejan los gobiernos, y hay casi 29 mil mdd en deuda de corto plazo”, destacó.