Redacción

En toda actividad comercial y laboral, ya sea que se ofrezcan servicios o productos, es primordial contar con un área de oficina. Incluso, quienes llevan adelante un emprendimiento se ven en la necesidad de establecer un espacio de gestión y diseño, entre otras tareas.

El advenimiento de la pandemia del COVID-19 y el aumento del trabajo remoto no hicieron más que incrementar la necesidad de contar con una oficina. La clave para lograr la concentración y flujo de trabajo necesario es formular un lugar sencillo y buscar los muebles adecuados.

A modo de ayuda, en esta nota hacemos un repaso del mobiliario fundamental a la hora de armar un espacio de oficina pequeño, pero funcional.

Muebles básicos para armar una oficina en casa

Escritorio

Si hay algo imprescindible en toda oficina del siglo XXI es una mesa de escritorio que se adecúe a las necesidades de la empresa. El tamaño, funcionalidades, altura y material dependen exclusivamente de los usos específicos que se les de.

Por ejemplo, podemos conseguir escritorios económicos simples para casos en que no necesitemos tantos compartimentos. En cambio, podemos elegir otros más complejos con cajoneras y espacios amplios cuando debemos guardar documentación y desplegar diversos dispositivos necesarios.

Asiento adecuado

Como dijimos antes, la comodidad del usuario de la oficina es importante, ya que de eso depende su salud y rendimiento. En ese sentido, contar con sillas de oficina es fundamental, ya que este tipo de asiento está diseñado para favorecer una adecuada postura.

Algunas características a tener en cuenta al momento de adquirir una silla ejecutiva, son la resistencia, comodidad y forma del respaldo. De ser posible, es aconsejable probar sentarse en varias sillas y elegir la más cómoda, sin fijarse tanto en el precio.

Espacio de archivo

Con el paso del tiempo, la documentación se acumula y se hace imprescindible mantener un orden sin dificultar la posibilidad de consultar el material. Afortunadamente, existen distintas medidas de libreros y estanterías que pueden facilitar esta tarea.

Algunos libreros pequeños pueden ser una buena forma de mantener de manera visible y ordenada todo el material impreso. Esto ayuda, además, a liberar espacio en los muebles de trabajo.

Mesa de trabajo

Ya sea para diseñar o producir, entre otras opciones, elegir mesas de oficina adecuadas al trabajo puede ser de gran utilidad. De esa manera, se podrá mantener una maqueta, un plano u objetos en un espacio distinto al escritorio.

Existen distintos formatos de mesas de trabajo para oficina que se adecúan a las tareas a realizar. Son una opción ideal, incluso, para posibilitar que se reúnan trabajadores en un mismo espacio.

Muebles de descanso

Siempre que el espacio lo permita es aconsejable incluir sillones cómodos, sobre todo si es necesario pasar largas jornadas dentro de la oficina. Contar con un espacio de descanso que permita cierta distensión para reposar o llevar a cabo trabajos más livianos puede ser de gran ayuda.

Por otra parte, estos mueblespermiten delimitar un espacio de reunión. De esa manera, recibir personas en un espacio determinado para ello posibilitará crear un ambiente de acogida.

Contar con un espacio de trabajo completo y delimitado es clave para organizar nuestros tiempos y poder concentrarnos, incluso desde casa. Con los muebles que repasamos en esta nota, podremos diseñar una oficina simple y organizada, adaptándola a nuestros gustos y necesidades.