Colonos de León Moderno viven con temor a los robos

A escasas cuadras de la colonia León Moderno, Héctor López Santillana, alcalde de León, tiene su residencia. Foto: Christian Rendón

Hoy, de acuerdo a estudios sociológicos, es una colonia que en su mayoría tiene personas de la tercera edad en su población, podría ser blanco de la delincuencia

Christian Rendón

León.- De ser en su momento una de las colonias con la más alta plusvalía en la ‘capital zapatera’, León Moderno hoy encabeza la lista de los robos a casa-habitación de acuerdo a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de León.

León Moderno, en conjunto con otras colonias como Torre Dorada y Brisas del Campestre, registraron sólo en marzo un total de 35 robos de este tipo, según el portal de la SSP; en febrero sólo en la ciudad se reportaron 21.

Sin embargo, vecinos de la colonia se quejan de los robos a casas y negocios, pero también de los asaltos en la calle; aseguran que ya no pueden salir tranquilamente a lugares cercanos, incluso, algunos establecimientos cierran las puertas y atienden por la ventana como medida de seguridad.

“En la farmacia del Ahorro de Bocanegra tienes que tocar para que te atiendan, cosa contraria a las que están en la Andrade por Mariano Escobedo (…) Es interesante que sea más seguro el León Moderno del Mariano Escobedo al Bocanegra”, dijo Gustavo N., vecino de la zona.

Desde su creación en los años 50, León Moderno se ha caracterizado por ser una colonia rodeada de parques y grandes avenidas llenas de árboles, donde la gente vivía de manera tranquila.

Fue modelo
De acuerdo al Archivo Histórico Municipal de León, la colonia fue creada en 1955 como un modelo residencial alejada de la mancha urbana, en la vieja Hacienda de San Nicolás, colonia ubicada entre la Calzada de los Héroes y Río de los Gómez.
La colonia tardó en poblarse porque en ese entonces unos de los factores que los aquejaba era la lejanía y como hasta ahora la inseguridad, pese a que desde entonces también goza de sus propias bondades como el Parque México y el templo San Pio X.
Hoy, de acuerdo a estudios sociológicos, es una colonia que en su mayoría tiene personas de la tercera edad en su población, podría ser blanco de la delincuencia, por lo que piden más atención a las autoridades de Seguridad para acabar con los actos vandálicos.

RC