Ana Lilia Ojeda

Purísima del Rincón.- Colectiva Brujas del Rincón y Casa de la Cultura de Purísima del Rincón se unieron en llamado para eliminar la violencia contra las mujeres y recordar a víctimas de feminicidios de la región Purísima, Manuel Doblado y San Francisco.

Con una Ofrenda de Muertos que da forma a una calavera en Casa de la Cultura, seis cruces rosas y sin fotografías, se rinde homenaje a mujeres de la región que fueron víctimas de violencia y feminicidios, y al centro, la leyenda ‘ni una más’.

Natalia, se recuerda, de unos años atrás tenía 18 años, era estudiante de la Preparatoria Regional. Fue atacada mientras estaba a la espera del camión en Cañada de Negros, se dirigía al Tecolote. Nadia, era estudiante de la Ibero Dayana, Ingrid de 24 años y Ayelin de 13 años. Francia Ruth de 25 años, de León, fue víctima a manos de su novio.

Gerardo Reyes, director de Casa de la Cultura de Purísima sostuvo que el altar y ofrenda a las mujeres víctimas de feminicidio se atendió en una búsqueda por involucrar a todos en el respeto, reconocimiento y valorar la trayectoria de cada mujer.

Esta vez se dejó de lado el altar de muertos desde la mirada de cultura, porque se buscó solidaridad, y es en espacio cerrado para responder al cuidado de la sana distancia ante la pandemia del Covid-19, pero estarán abiertas las instalaciones de Casa de la Cultura para quien desee visitar y observar el altar que permanecerá hasta el martes 3 de noviembre.

Un grupo de tres integrantes del grupo Colectiva Brujas y personal de Casa de la Cultura se dieron a la tarea de darle forma al altar con las cruces, con los granos, con las flores de papel, el papel picado y el recuerdo de quienes viven aún en la vida de sus familiares que nos las olvidan y en memoria de ellas se pide ‘ni una más’ agredida, violentada, dañada, ni afectada.

EZM

También puedes ver: