Cientos arropan al viudo Antonio Basco en despedida de su esposa, víctima de El Paso

La empresa funeraria trasladó la ceremonia a un lugar más grande en medio de miles de arreglos florales, enviados desde todo el mundo, y rodeado de abrazos de muchos desconocidos

Staff Correo

Estados Unidos.- La empresa funeraria trasladó la ceremonia a un lugar más grande después de que Antonio Basco abrió el velatorio a cualquiera que pudiera asistir a acompañar a su mujer, Margie, asesinada en la masacre racista del 3 de agosto, porque ya no tenía más parientes.

Este viernes, en medio de miles de arreglos florales, enviados desde Australia, Alemania, Nueva Zelanda, Francia, Sudáfrica y Noruega, así como de Ciudad Juárez y El Paso, Antonio lloró la pérdida de Margie, a la vez que se mostró sorprendido con las muestras de cariño.

Antonio recibió cientos de abrazos de desconocidos que mostraron su empatía ante su dolor, la respuesta ciudadana fue inesperada y mitigó la pena del ahora viudo, quien recibió las muestras de afecto en las instalaciones de Perches Funeral Homes. Para la ocasión, Basco se vistió como suele hacerlo cotidianamente, una playera tipo polo, pantalón de vestir y zapatos deportivos, así fue como custodió el ataúd que guarda los restos de su esposa Margie, donde por más de tres horas recibió abrazos y condolencias.

Entre esos pésames, Basco encontró rostros conocidos que hace tiempo no veía, uno de ellos fue el de Jordan Billard, un excompañero que viajó desde Los Ángeles, California, para solidarizarse con su dolor en la despedida de su esposa Margie. “Lo escuché decir que perdió a su única familia o la más cercana y compré un vuelo para estar aquí hoy”, reveló el hombre de 38 años.

Margie Kay Reckard, de 63 años, fue asesinada junto a otras 21 personas en la masacre racista de El Paso hace dos semanas. Margie llevaba casada 22 años con Antonio Basco.

Perdió a su esposa en la masacre de El Paso, cientos responden a la invitación al funeral

*Con información de El Universal

Comentarios

Comentarios