Chispitas en el año 2356

Querido seguidor de Chispitas de lenguaje, agradezco su consulta. Últimamente, en este siglo XXIV son muy pocas las personas interesadas en el idioma. Es un tema que con los siglos ha perdido interés, solo para alquimistas (personajes como brujos de una etapa de la humanidad, reportada como la Edad Media… desconozco la razón de ese nombre tan extraño).

Relacionado con su consulta, le informo que se ha perdido el origen exacto del verbo cruzazulear. Hay una vieja investigación que supone se originó en un país latinoamericano (cuando existían fronteras entre los territorios) en donde aún se conoce como México, cuando esa zona se consideraba un país (es decir, que no había un gobierno global, sino local), con manejo económico a la antigua (vinculaciones con otras similares para la obtención ganancias, un excedente a partir del intercambio comercial).

Entre otras actividades económicas había espectáculos deportivos regidos por intereses económicos. En el campeonato mexicano de futbol ( ¡antes seres humanos reales los jugadores!) había un equipo llamado el Cruz Azul (dos líneas de color azul cruzadas). El nombre respondía a una empresa con ese nombre. No está muy claro en las investigaciones a qué se dedicaba la empresa, pero entre otras de sus actividades económicas estaba el futbol a través de un equipo practicante de ese deporte.

Al parecer, este viejo vocablo se originó porque el equipo deportivo siempre quedaba (o casi) como finalista para obtener el campeonato (parte de los arreglos económicos).

De ahí se podría deducir que las personas locales, llamadas mexicanos, empezaron a usar este verbo como si fuera sinónimo de contar con todas las posibilidades para lograr el éxito, pero algún fallo o error voluntario o incidental impide lograr el propósito por más intentos realizados.

La forma en que se incorporó a la base de datos de la hoy Enciclopedia Galáctica en Línea es porque entonces había un grupo distribuido por todo el planeta vigilante que su antiguo lenguaje (que hoy es uno de los orígenes de nuestro idioma universal) no se contaminara con vocablos de otras regiones (¡sí, en cada región había un idioma! ¡Qué imprácticos!). No obstante, trataban de fomentar los términos locales que iban apareciendo.

Ante el reiterado suceso de casi lograr el triunfo, los propios habitantes acuñaron el verbo. Al principio, solo se usó en el centro de la región llamada México. Pero con el paso del tiempo, su aplicación se entendió a todos los lugares donde tenían el mismo idioma. Cuando toda la humanidad evolucionó a nuestra forma actual de vida (sin fronteras, con un solo idioma) se hallaba tan arraigado que pasó a formar parte de nuestra forma de hablar actual.

Le ruego tome con cierto relativismo mi comentario porque solo algunos datos aislados logré encontrar al investigar en nuestra enciclopedia. También, mucho lo he intuido por la forma en que se comportó la evolución de muchos de los nuestros otros vocablos actuales, de los que sí hay una información bien definida. Este término tiene una anecdótica su aparición, tan poco etimológica, que hace dudar. Saludos.