El Cartón de David

Cada viejito labra su bordón