Redacción

India.- La crisis en India es patente en sus cementerios y crematorios. Las zonas de enterramiento en la capital, Nueva Delhi, se están quedando sin espacio. En otras ciudades muy afectadas, las piras funerarias iluminan el cielo por la noche.

Los crematorios y lugares de enterramiento se encuentran sobrepasados por la nueva ola de contagios y ha llevado los suministros de oxígeno a niveles críticos, mientras los pacientes mueren en la fila de espera para ser atendidos.

Por cuarto día consecutivo, India batió un récord de nuevos contagios debido a una persistente y nueva variante aparecida en el país.

Los 349 mil 691 casos confirmados del último día, elevan a más de 16.9 millones, sólo por detrás de Estados Unidos. El Ministerio de Salud reportó otras 2 mil 767 muertes en las 24 horas previas, con un total de 192 mil 311 fallecidos en el país.

En Bhopal, algunos crematorios han aumentado su capacidad de unas docenas de piras a más de 50.

En el crematorio local de Bhadbhada Vishram Ghat, los trabajadores dijeron haber incinerado a más de 110 personas el día de ayer.

“El virus está devorando a la gente de nuestra ciudad como un monstruo”, dijo Mamtesh Sharma, trabajador del lugar.

Las autoridades sanitarias intentan ampliar las unidades de cuidados intensivos y aumentar el suministro de oxígeno.

Con información de Sin Embargo

Te podría interesar:

SZ