Staff Correo

Inglaterra.- La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco por sus siglas en inglés), está cumpliendo sus advertencias. La ciudad inglesa de Liverpool fue eliminada de la lista de sitios de Patrimonio Mundial por la construcción de nuevos edificios y estadios que invadieron el atractivo de sus muelles victorianos.

Se trata de la tercera eliminación que sufre la lista y la duda que se cierne es sobre qué otra ciudad irá el Comité de Patrimonio Mundial. En el caso del estado de Guanajuato, la ciudad capital que lleva su nombre y la de San Miguel de Allende, se encuentran en esta categoría que resalta los sitios con valor artístico, histórico y cultural para la humanidad.

Liverpool es el tercer sitio en la historia que pierde su estatuto de patrimonio mundial, después del Santuario del Oryx árabe en Omán en 2007 -afectado por la caza furtiva y la pérdida de hábitat- y del Valle del Elba en Dresde, Alemania -por la construcción de un puente de autopista de cuatro carriles sobre el río- en 2009.

El Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco que se realiza en China. Foto: Agencia Xinhua

El Comité del Patrimonio Mundial, celebra su 44ª reunión en línea y en Fuzhou hasta el 31 de julio. Ayer, decidió suprimir el sitio de Liverpool – Puerto Marítimo Mercantil de Reino Unido de la Lista del Patrimonio Mundial, “debido a la pérdida irreversible del valor universal excepcional del sitio”.

Liverpool se inscribió en la Lista del Patrimonio Mundial en 2004 y en la Lista del Patrimonio Mundial en Peligro en 2012 debido a las preocupaciones por el desarrollo del proyecto llamado “Liverpool Waters”.

“Desde entonces, el proyecto ha continuado, al igual que otros desarrollos urbanísticos dentro del sitio y en su zona de amortiguamiento. El Comité considera que estas construcciones van en detrimento de la autenticidad e integridad del sitio”, indica la postura del comité.

Expusieron que el centro histórico y la zona portuaria de Liverpool se inscribieron en la Lista del Patrimonio Mundial por ser testimonio del desarrollo de uno de los centros más importantes del comercio marítimo mundial en los siglos XVIII y XIX; también ilustraba desarrollos precursores en tecnología y gestión portuarias modernas, así como de sistemas de transporte.

“La supresión de un sitio de la Lista del Patrimonio Mundial es una pérdida para la comunidad internacional y para los valores y compromisos derivados de la Convención del Patrimonio Mundial”, sentenciaron.

Según consignaron diferentes agencias internacionales, la alcaldesa de Liverpool, Joanne Anderson, dijo que la decisión es “incomprensible” y espera poder apelar.

“Estoy muy decepcionada y preocupada por esta decisión de eliminar el estatus de Patrimonio Mundial de Liverpool, que se produce una década después de que la UNESCO visitara la ciudad por última vez para verla con sus propios ojos (…) Trabajaremos con el gobierno para examinar si podemos apelar”.

La etiqueta de patrimonio brinda a los sitios históricos acceso a fondos de conservación de la ONU, además de aparecer en guías turísticas de todo el mundo. Ha sido otorgado a menos de 900 lugares de todo el planeta.

El caso Guanajuato

Foto: Lourdes Vázquez

El 9 de diciembre de 1988, la Unesco declaró a la ciudad de Guanajuato, una de las 10 urbes mexicanas Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Desde entonces, el crecimiento urbano, el equipamiento de la ciudad, el orden territorial así como la construcción de nuevos complejos inmobiliarios, han motivado diferentes alertas sobre el riesgo de perder su declaratoria.

Por esa razón, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), junto con los gobiernos locales y la sociedad civil, asume la responsabilidad de velar por el resguardo y la conservación de la zona patrimonial y se encarga de regular las nuevas construcciones y cualquier tipo de intervención.

La última vez que se emitió una advertencia formal, fue con el director de Patrimonio Mundial del INAH, Francisco Javier López, al emitir el oficio 401.B/DPM-540 del 27 de mayo de 2013, en el que advirtió al entonces alcalde, Luis Fernando Gutiérrez, que la construcción del centro comercial El Cantador y tres obras más, podrían arriesgar el valor histórico y arquitectónico de la ciudad.

Guanajuato fue agregada al listado en 1988 como Ciudad Histórica de Guanajuato y Minas Adyacentes bajo cuatro criterios principales:

1.- Por representar una obra maestra del genio creativo humano.

2.- Por testimoniar un importante intercambio de valores a lo largo de un periodo de tiempo o dentro de un área cultural del mundo.

3.- Por ofrecer un ejemplo eminente de un tipo de edificios, conjunto arquitectónico, tecnológico o paisaje, que ilustra una etapa significativa de la historia humana

4.- Por estar directa o tangiblemente asociada con eventos o tradiciones vivas, con ideas o con creencias, con trabajos artísticos de destacada significación universal.

En agosto de 2019, un grupo de habitantes de la ciudad denunció ante la representación de la Unesco en México y ante las autoridades locales y federales, la construcción de edificios de arquitectura contemporánea dentro de la zona con declaratoria, que contrastan con la arquitectura colonial característica del paisaje de la ciudad o la comprometen tipológicamente.

La Fundación Presmac México AC, dedicada a la salvaguardia del patrimonio de la ciudad, encabezó las denuncias para hacer un llamado para que se conserve la ciudad en su estado, de manera que nuevas inversiones ser adapten al estilo que prevalece con construcciones moderadas, con dos o tres pisos y un estilo de acuerdo con la ciudad.

Acusaron una falta de profesionalismo tanto de las oficinas de Desarrollo Urbano del ayuntamiento local como de la propia representación del INAH, la cual, argumentan, ha hecho caso omiso o ha respondido de manera tardía las denuncias ciudadanas.

Aspecto de la entrada principal a la ciudad de Guanajuato. Foto Archivo

Según indicaron a medios de circulación nacional como El Economista, la creciente demanda de hospedaje en la ciudad ha generado un boom en la remodelación y reacondicionamiento de inmuebles.

De acuerdo con la Secretaría de Turismo estatal, Guanajuato recibe entre julio y agosto de cada año 4.5 millones de visitantes y durante el Festival Internacional Cervantino, en octubre, la afluencia rebasa 400,000 demandantes de un lugar donde dormir.

El pasado 18 junio, en la segunda asamblea general de 2021 de la Asociación Nacional de Ciudades Mexicanas del Patrimonio Mundial, concluyó que uno de los principales retos que enfrentan las ciudades declaradas Patrimonio Cultural de la Humanidad, es el recorte presupuestal que ha aplicado Gobierno Federal, pues los obliga a obtener más recursos por sus propios medios.

Al realizarse, en la ciudad de Durango el alcalde de Guanajuato, Alejandro Navarro, recordó que la Federación recortó los principales fondos con los que las ciudades históricas reforzaban su trabajo de mantenimiento y conservación, por lo que se deben “pensar en grande” con proyectos claros y concretos.

De hecho, Guanajuato será la sede del 25 aniversario de la Asociación de Ciudades Mexicanas Patrimonio de la Humanidad en agosto próximo.

Apenas el pasado 4 de julio, el INAH informó que busca regularizar las azoteas de Guanajuato utilizadas como terrazas comerciales que suman alrededor de 60 que son usadas sin que se haya regularizado este tipo de aprovechamiento.

Por lo anterior, junto a la Dirección de Medio Ambiente y Ordenamiento Territorial se avanza en un reglamento para normar el uso de las azoteas como terrazas.

Ver nota: INAH busca regularizar azoteas de Guanajuato utilizadas como terrazas comerciales