Ana Ojeda

Municipios del Rincón.- Las ventas del Buen Fin no fueron las esperadas, hubo participación al 60% de los comerciantes en relación con el año pasado, mientras la demanda bajó hasta un 20% en los municipios del Rincón.

Eusebio Salinas López, director de la Cámara Nacional de Comercio en Pequeño (Canacope), reconoció que fue difícil la incorporación este año al esquema de descuentos por el Buen Fin, sobre todo porque en año de pandemia que viene desde marzo y continúa, ya muchos comerciantes habían aplicado descuentos con anticipación, mismos que han permanecido.

En este tiempo de pandemia los negocios de abarrotes y canasta básica la gente sigue consumiendo, estos comercios están a flote, los que padecen más son los de ropa, calzado, accesorios y papelerías, algunos desaparecieron, otros cerraron y cambiaron de giro.

“Varios expusieron la complicación de aplicar otro descuento adicional, cuando no se han tenido las ventas suficientes el presente año, porque en realidad el comercio local es noble y sí trabaja con ofertas reales”, sostuvo Salinas López.

Dejar por dos semanas el Buen Fin, quizá no fue la mejor opción, porque no había modo que los comerciantes igualmente lo sostuvieran por tanto tiempo, detalló.

“Lo que sigue ahora y le pedimos a los comerciantes es aprender de este resultado y prepararnos para lo que sigue… tener negocios más capacitados en salud no sólo por pandemia sino aplicar siempre estándares de salud en todo y trabajar armando con programas de capacitación”, concluyó Salinas López.

EZM