Jessica de la Cruz

León.- Es un ‘paso chueco’ la aprobación legal de la marihuana, ya que pese a ello, los consumidores continúan siendo un objeto de persecución ya que todavía se encuentra en el Código Penal, la única diferencia es que ahora podrán traer más dosis, pero igual continuarán con la persecución y los seguirán deteniendo y llevando a prisión, aseguró Hugo Mondea, coordinador del Movimiento Cannábico Guanajuato.


“La posesión aumentó de 5 a 28 gramos o una onza, pero van a seguir las extorsiones, como sigue en el Código Penal (…), te van a seguir metiendo más gramos o simplemente por oler, van a decir que estaban fumando en la calle”, agregó.


Lo que sugirió es que se haga una modificación en el Código Penal, se elimine que alguien que porta una dosis como la recién aprobada en el nuevo dictamen no los puedan detener, para que ya no exista este abuso contra ellos.


Lo segundo es que al hacer legal también un punto de venta, se podrían evitar los problemas sociales, de violencia y económicos que actualmente suceden en el país.


Mondea añadió que al final se logró un gran paso, pero no como se espera, hace falta mucho trabajo por hacer en este tema, y a su labor de exigencia y de piso parejo apenas empieza.

AC