Lilia Ojeda

Purísima del Rincón / San Francisco del Rincón.- Así como hay población en riesgo que no está interesada en la vacuna contra la influenza, hay quienes acuden a su control médico y en automático canalizan a población de riesgo, pero también existe quien inventa enfermedades a toda la familia para poder pasar el filtro y aplicar a todos la vacuna.

En un breve sondeo aplicado entre algunos ciudadanos de San Francisco y de Purísima respecto a la campaña de vacunación de prevención de la influenza, por ahora sólo a población de riesgo, la mitad coincidió en que ya cuentan con la vacuna y la otra mitad no ha hecho nada por buscarla.

Fuera de este grupo está la familia de Rosa ‘N’, quien reconoció fue hace unos días a la unidad de salud para inmunizar a sus hijos de seis y siete años, porque ella y sus niños siempre se vacunan al empezar campaña año con año. Pero como sabe que en la campaña anuncian que sólo es para personas con alguna enfermedad crónica o mayores de 60 años y menores de cinco años, fue con argumentos de enfermedades crónicas no reales.

En consulta entre diferentes instituciones de salud pública, es evidente que el abasto se agotó o lo están dosificando para que en verdad alcance a toda la población vulnerable prioritariamente, independiente de los módulos que están habilitando por diferentes rumbos entre semana.

En el IMSS de San Francisco se agotó y estarán de regreso hasta el día 15 de octubre, en el CAISES de San Francisco se agotó y están solicitando a quien se acercan que se den una vuelta el lunes porque de momento no hay; se informó que en Purísima del Rincón sí tenían existencia, mientras en el Hospital de los Pueblos del Rincón no se está aplicando la vacuna de acuerdo a quienes atendieron en los accesos.