¿Atravesamos una sexta extinción masiva de especies?

Foto: Especial

La investigación de Gerardo Ceballos, de la UNAM, pone una bomba de tiempo a la vida en la Tierra y advierte que de no hacer algo sólo nos queda hasta el 2050

Redacción

México.- Gerardo Ceballos, investigador del Instituto de Ecología de la UNAM, y su equipo publicaron un estudio Science Advances en en el que asegura que nuestro acelerado mundo moderno provoca un aumento en las tasas de extinción provocadas por el ser humano de hasta 100 y mil veces más altas.

En su atrabajo afirmó que, sin la intervención de la vida humana, las 447 especies de vertebrados que desaparecieron en el último siglo lo habrían hecho en 10 mil años. Y que a diferencia de las cinco anteriores, causadas por desastres naturales catastróficos, ésta sería la primera provocada por nuestra especie.

“La sexta extinción masiva de especies sería consecuencia del crecimiento desmedido de la población humana, del consumo excesivo de recursos naturales y del uso de combustibles como el petróleo”, advierte el jefe investigador.

Ceballos también predice que la aniquilación de la naturaleza por causa nuestra es tan grave, que si el modelo de desarrollo actual no cambia radicalmente, habrá un gran colapso de la civilización en el año 2050 por éste y otros problemas ambientales, como el cambio climático.

“De cumplirse esta predicción, a quienes hoy en día tienen entre 10 y 20 años les quedaría muy poco tiempo. Sería terrible”, subraya.

Daño irreversible

En el estudio se precisa que aunque el cambio climático y la contaminación por plásticos, puede en cierta forma revertirse (en un muy largo periodo), una especie extinta es irrecuperable.

“El ataque a la naturaleza ha sido brutal y estúpido. Las plantas y los animales silvestre son la base de la vida en la Tierra. Cada vez que una especie se extingue o sus poblaciones disminuyen, la capacidad del planeta para mantener la vida, se erosiona”, agregó.

Ahora bien, recordó que aunque México es uno de los países que tiene mayor diversidad biológica, también es uno de los que mayormente pone en peligro de extinción a miles de especies de plantas y animales, como a la vaquita marina.

“Detener la extinción de especies es necesario por razones éticas, morales y filosóficas, pero sobre todo por sobrevivencia. La ventana de oportunidad se cierra rápidamente, pero aún estamos a tiempo de actuar”.

nd