Foto: Gilberto Navarro

Gilberto Navarro

Guanajuato.- La directora de Atención a la Mujer Guanajuatense, Liliana Aguilera, defendió que los 28 días de suspensión sin sueldo que recibió el comandante de la policía capitalina por acosar a una oficial, fue una sanción justa para la conducta que realizó.

Esto, al referirse a la determinación que tomó el Consejo de Honor y Justicia, órgano que la invitó a observar el proceso en torno a la denuncia en contra de Rogelio N, por acoso sexual y laboral a una de sus subordinadas.

Al respecto, Liliana Aguilera señaló que en el proceso se consideraron otros plazos de sanción, incluso menores, pero se tomó la determinación que fuera la mitad del tiempo máximo que pudiera haber sido suspendido.

“El rango mayor es de 57 días, había quienes habían propuesto, 10, 15 días, al final, si vemos, es la media del rango máximo de días”.

¿Y cuando regrese?

Señaló que la sanción es independiente a lo que resuelva la Fiscalía General del Estado, toda vez que existe una denuncia de hechos en el Ministerio Público.

Aguilera, incluso, resaltó que la determinación del órgano de disciplina de suspender al acosador sin sueldo y no con goce de sueldo como se había propuesto en un principio, se tomó con base en las pruebas aportadas durante la investigación que se realizó.

“Lo que determinó el consejo de honor es con base a los elementos que se presentaron en la investigación y el proceso que se tuvo; nosotros no intervenimos en el proceso”

Finalmente señaló que la víctima estará recibiendo atención psicológica por parte de la dependencia, además que se tomaron medidas para que no esté en contacto con la víctima una vez que el comandante regrese a laborar.

ndr