María Espino

Guanajuato.- La Universidad de Guanajuato (UG) aseguró que a la fecha se ha dado cumplimento a la mayoría de las recomendaciones emitidas por la Procuraduría de los Derechos Humanos del Estado de Guanajuato (PDHEG) en relación a la separación de su cargo al ex Secretario Académico de la División de Ciencias de la Vida en el Campus Irapuato-Salamanca (Diciva) de esta acusa de estudios, luego de que sufrió un accidente vascular.

“A la fecha se ha dado cumplimiento a la mayoría de las recomendaciones que se materializan en actos concretos. Las que para su materialización requieren la instauración de políticas y programas institucionales o acciones adicionales, se encuentran en proceso de cumplimentación”, así se lee en el documento emitido por la UG.

El documento no precisa cuántas ni cuáles son las recomendaciones que ya fueron solventadas, así como tampoco cuáles son las que están en proceso y cuáles faltan por atender. Aunque sí señala que se trata de observaciones de cuatro expedientes cuyos hechos ocurrieron entre el 2013 y 2019, de los cuales derivan 17 recomendaciones, notificadas en los meses de febrero y marzo de 2020 a la casa de estudios.

Respecto a los casos de acoso sexual, laboral, discriminación y otras violaciones a las garantías individuales que propiciaron que la PDHEG emitiera 17 recomendaciones dirigidas a Luis Felipe Guerrero por violaciones a los derechos humanos de alumnos, docentes y directivos, en el comunicado institucional la UG apunta que se aceptó las observaciones y que el 1 de marzo pasado se hizo público el compromiso de garantizar respeto, promover y defender los derechos humanos de quienes integran la comunidad universitaria.

La UG resalta que dentro del universo que conforma la comunidad universitaria hay más de 50 mil personas distribuidas en 74 sedes y suele ocurrir hechos que llegan a violar los derechos humanos de diferente manera. “Desafortunadamente, suelen suceder situaciones que pueden incidir en la afectación en derechos humanos de diversa índole”.

El despido

La PDHEG emitió cuatro recomendaciones dirigidas al rector general de la UG, Luis Felipe Guerrero Agripino, tras acreditar que se discriminó y removió a un colaborador, el exsecretario académico de DICIVA, debido a su condición de salud, esto luego de que el propio afectado presentó una queja asegurando que recibió trato inadecuado de parte de José Mario Mendoza Carrillo, director de la División, luego de que sufrió un ataque cerebrovascular el 4 de enero del 2019; y tras tres meses de incapacidad, José Mario Mendoza le informó la remoción de su cargo.