Redacción

Argentina.- El presidente de Argentina, Alberto Fernández, anunció este jueves una dura profundización de las restricciones sanitarias ante el recrudecimiento de la segunda ola de la pandemia de covid-19.

En un mensaje por cadena nacional, Fernández dijo que entre el próximo sábado y el domingo 30 y durante el fin de semana del 5 y 6 de junio habrá fuertes restricciones a la circulación y la actividad económica y social en las zonas del país en “alto riesgo” y “alarma” sanitaria.

“Estamos atravesando el peor momento desde que comenzó la pandemia. Todos los datos científicos indican que el problema hoy es gravísimo en Argentina, con un récord de contagios y fallecimientos”, aseveró el presidente.

En las zonas más afectadas, quedan suspendidas las actividades sociales, económicas, educativas, religiosas y deportivas en forma presencial y solo funcionarán comercios esenciales.

Solo se podrá circular en las cercanías del domicilio en un horario acotado.

A partir del 31 de mayo, se retomarán las actividades con las restricciones vigentes hasta este jueves.

Fernández dijo que habrá ayudas económicas por parte del Estado a sectores sociales vulnerables y también a comercios y empresas afectadas por las nuevas restricciones en las áreas más afectadas.

Con información de EFE

Te podría interesar:

SZ