Alerta de género no es necesaria: obispo

El prelado atribuye los crímenes a la desintegración familiar y la falta de educación

Raúl Hernández

CELAYA,Gto.- El obispo Benjamín Castillo Plascencia calificó como lamentables los asesinatos de tres mujeres en el municipio de Celaya, durante la presente semana.

Señala que los crímenes se originan por la fractura de la institución familiar, que genera violencia, entre muchos otros problemas.

“Es una cuestión muy lastimosa, el que siga habiendo violencia en la familia, a veces por motivos de drogas, parece que el muchacho del cementerio estaba drogado, pero son familias que se desbaratan y se generan muchos problemas, y normalmente estos problemas le pegan a la más débil, la mujer”, expresó.

LC120101
Foto: Daniel Peña

En cuanto a la necesidad de aplicar una alerta de género, el obispo manifestó, “yo entiendo el feminicidio como un odio especial a la mujer, y aquí no es así, las víctimas de esta violencia son más hombres normalmente, (…), una alerta de genero no, pues no van en contra de la mujer”.

Para Castillo Plascencia, es un factor determinante el aspecto económico en el incremento de los casos de muertes violentas de mujeres: “han tenido que dejar a sus hijos para trabajar, eso no es un adelanto, se ha descuidado a la familia, (…) la mujer tiene que trabajar ahora, e implica descuidar la educación de los hijos”.

En el transcurso de la semana, tres mujeres fueron asesinadas en el municipio. El obispo Castillo Plascencia descarta que se trate de una cuestión “de odio hacia la mujer”, argumenta que la situación responde a cuestiones de drogadicción y otros conflictos sociales.

 “No es como fue en otro tiempo y en otros lugares, ir en contra de ellas por ser mujeres solamente, son problemas dentro de la familia, no por odio a la mujer”

Benjamín Castillo Plascencia, obispo