OTRA MÁS. Es un tema que ya habíamos abordado en este espacio pero que tuvo un ingrediente adicional a partir de que se dio a conocer que el aun titular de Profeco, Ricardo Sheffield Padilla será el candidato panista a la alcaldía.

LA APUESTA. Con una buena dosis de temor y otra de machismo, algunos panistas y otros que no lo son pero que, desde el ala empresarial, están cerca del partido gobernante hicieron sentir su opinión para que el blanquiazul no descartara la opción de sustituir a Alejandra Gutiérrez por Luis Ernesto Ayala como abanderada en León.

EN SECO. El planteamiento no tuvo eco porque ni siquiera se lo plantearon los jerarcas panistas, incluido por supuesto, el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo.

LAS RAZONES. Dos argumentos se esgrimieron para plantear tal salida: uno, el posicionamiento que tiene Ricardo Sheffield, ampliamente superior al de la diputada panista con licencia. Ojo, solo hablamos de conocimiento frente al electorado (recordación del nombre dirán los mercadólogos). Y el otro, otra vez, la debilidad que supondría postular a una mujer ante el persistente problema de inseguridad que padece León.

LA PRUEBA. En este último caso, los hechos no avalan la postura machista de los que soñaron el relevo. El alcalde Héctor López Santillana enfila al último tramo de su doble trienio y la ciudad que hoy gobierna no es más segura que cuando la tomó en 2015. Hasta los distinguidos miembros de la planilla de Gutiérrez Campos lo han dicho abiertamente.

NO ES CUESTIÓN DE GÉNERO. Ya está más que acreditado que para resolver o paliar el problema de la inseguridad no es determinante que un varón sea el gobernante y mucho menos que el hecho de que una mujer asuma un cargo de poder, le reste capacidad al gobierno de mostrar resolver ese severo problema.

OPTIMISTAS. El otro argumento de los inseguros con la postulación de Gutiérrez Campos, lo resolvieron los jerarcas azules con la razón ya conocida: la fuerza de la marca PAN en León y que aún a sabiendas de que Sheffield es más conocido, los azules están convencidos de que sus negativos son irremontables.

QUE NO. En otras palabras, que les tiene sin cuidado la irrupción de Sheffield aunque evidentemente el planteamiento de la campaña será distinto por el personaje.

EL RIESGO. De cualquier manera, hay una preocupación latente ajena a lo del relevo frustrado: si gana Gutiérrez Campos, el perfil del cabildo que tendrá se ve poco fuerte, sin la presencia de figuras panistas y con la incógnita que representa la figura de Arturo Sánchez Castellanos quien nunca ha sido un hombre de disciplina partidista y que, temen, se convierta más que en un aliado, en un crítico de la gestión azul.

LA DEL ESTRIBO…

Será solo Salamanca el siguiente municipio que escoge el gobierno federal para el lote de vacunas anticovid de Pfizer que llegarán al estado muy probablemente este fin de semana.

Originalmente se había hablado de la posibilidad de incluir a Irapuato. El problema es que las 30 mil dosis que se supone, llegarán al estado, no alcanzarán ni siquiera para la población de adultos mayores de este municipio.

Con fluidez avanzó la fase contemplada en siete municipios de la entidad aunque en el universo de 6 millones de habitantes, vamos a paso de tortuga y la inmunidad de rebaño todavía se ve lejana.

PARTIDO VERDE: DEL ESCÁNDALO AL ANTICLÍMAX

El partido Verde ha pasado de ser el gran villano y objetivo del PAN en las campañas anteriores a nivel federal y estatal a ser uno más en la disputa en las urnas que se avecina.

Particularmente, hace seis y hace tres años, los procesos más álgidos de su acercamiento con el PRI, fue la manzana de la discordia, al punto de que, parecía ser el responsable de asumir el desgaste en la campaña.

Sus campañas de posicionamiento generalmente creaban polémica. Su campaña del cumplimiento de propuestas de campaña 2012 generó controversia tanto por su contenido como por las formas en que se difundían.

Y hace seis años, Arturo Escobar el dirigente nacional del tucán visitaba Guanajuato y entre otras cosas, justificaba los “cineminutos” de su partido cuyo costo e implementación habían generado debates y enfrentamientos en el Instituto Nacional Electoral. Algunos partidos reclamaban favoritismo hacia este aliado del PRI.

Pero justo por esas fechas, comenzaba a levantar polvo la distribución de tarjetas con el logotipo de este partido que incluía descuentos en establecimientos comerciales de todo el país y que llegaba a los domicilios de  ciudadanos, fueran o no simpatizantes.

La argumentación de la entonces regidora leonesa Beatriz Manrique de que se trataba de una estrategia dirigida exclusivamente a los afiliados, palidecía frente a evidencias mostradas en diversos medios de comunicación en donde se demostraba que estas tarjetas llegan directamente al domicilio de quienes nada tienen que ver con este instituto político.

Y en ese 2015, aguantaron incluso la embestida desde la Procuraduría de Justicia con el cateo de una bodega con material utilitario, tres años después decidían ir solos en la boleta en Guanajuato y se esfumaba la estridencia que los había distinguido en los dos procesos anteriores.

En este 2021, nuevamente el Verde va solito y su alma en la boleta electoral. Se ha esforzado por distanciarse de Morena y lo ha logrado en el estado aunque uno de los personajes más influyentes en la última década, Beatriz Manrique forme parte del gabinete de un gobernador emanado de Morena.

Y justo ahora, en esta contienda, vendrá la prueba de fuego para saber cuál es el peso real de un partido que apuesta a ser el más sólido entre la chiquillada en el terruño.

FIEBRE DE LICENCIAS PANISTAS: SE VAN ANTES

Algo vio Eduardo López Mares que algunos diputados locales panistas no entienden aún que, de buenas a primeras, les pidió adelantar su partida el 25 de marzo y no, el 1 de abril como originalmente estaba previsto.

Quizás porque cuando iban a hacerla efectiva era semana santa. El chiste es que en cascada ayer, los legisladores azules ingresaron a la secretaría general del Congreso sus solicitudes de las que se dará cuenta en la sesión de este jueves.

Además de la que presentaron el pasado lunes la panista Libia Denisse García Muñoz Ledo que ya fue nombrada secretaria de Gobierno y el del Verde, Israel Cabrera, este miércoles hicieron lo propio Miguel Angel Salim, Cristina Márquez, Katya Soto, Víctor Zanella y Noemí Márquez (quienes buscarán la reelección) así como Martha Delgado y Germán Cervantes quienes van por un cargo de Ayuntamiento.

Se supone que también las van a presentar Rolando Alcántar, Armando Rangel y Paulo Bañuelos quienes buscan también la reelección y están, como sus compañeros, obligados por el partido a dejar su cargo el 25 de marzo.

De esta manera, se espera que en la sesión de este jueves, de la bancada original panista integrada por 19 diputados solo quedarán tres de los que rindieron protesta, Jesús Oviedo que es el coordinador, Emma Tovar que no busca un nuevo cargo y José Guadalupe Vera quien sí está en la planilla de Alejandra Gutiérrez Campos, candidata en León pero cuyo suplente es Aldo Márquez quien será candidato a diputado en León.

Además de Gutiérrez ya había solicitado licencia la irapuatense Lorena Alfaro. Los otros dos diputados que ya no cuentan para la bancada azul son los ahora sin partido (de facto, morenistas), Jessica Cabal y Luis Magdaleno.

Llama la atención que adelanten su licencia los panistas que buscan la reelección puesto que su campaña inicia oficialmente hasta el 17 abril y los quieren concentrados en la campaña desde tres semanas antes.

Vaya galimatías el que enfrentará a partir de ahora el coordinador, Jesús Oviedo Herrera, quien tendrá que rehacer todas las comisiones con todo y sus presidencias con los suplentes para el resto del periodo ordinario que concluye el 26 de junio, casi tres semanas después de los comicios.

Ya veremos si el PAN, como es de suponer, detiene el ritmo legislativo que traía ante la ausencia de sus estelares, sobre todo a la espera de que los legisladores de otros partidos que buscan la reelección soliciten también licencia.

No vaya a ser que algunos se queden con la doble cachucha. Por lo pronto, atestiguamos uno de los flancos débiles de la reelección: el momento en el que la aplanadora azul deja casi puros suplentes que requieren la necesaria curva de aprendizaje. Si así nos va con algunos titulares de curul.