Roberto Lira

Celaya.- Tras el cambio en cuatro ocasiones del titular de la Dirección de Comunicación Social, el municipio ha erogado 270 mil pesos en finiquitos de los exfuncionarios, la más reciente la de Lynnett Rubio Pérez por 77 mil pesos tras un año en el cargo.

A poco más de un mes del cierre de la administración municipal se registró un nuevo cambio en la Dirección de Comunicación Social, ya que renunció Lynnet Rubio y  en su lugar quedará como encargado de despacho el coordinador de información y atención a medios, Óscar Arenas Vázquez.

“Para nosotros es una baja ordinaria por que la decisión la toma el extrabajador, no hay una presión por parte de la administración para que pueda tomar una decisión diferente, basados en esa decisión del extrabajador a mí me hacen llegar una renuncia voluntaria que es con el concepto con el cual se da de baja a la licenciada Lynnett, así tal cual es como se procede”, comentó el funcionario.

En el caso de Rubio López su finiquito fue de 77 mil pesos que comprenden días adeudados, vacaciones y prima vacacional, parte proporcional de aguinaldo y ahorro, pero al ser por renuncia voluntaria no procede la entrega de indemnización.

Asimismo, en el caso de Francisco Hernández Estrada, quien inició la administración como director de comunicación social y fue dado de baja en noviembre del 2019, recibió una liquidación de 100 mil pesos por 13 meses trabajados; su lugar fue ocupado por Susana Briseño Quintanar, quien solo estuvo en el cargo por dos meses tiempo por el que recibió ocho mil pesos de finiquito.

El dos de enero del 2020 tomó el cargo Gustavo Gómez Hernández, quien fue despedido en junio del mismo año con apenas seis meses como director de comunicación social, recibiendo 85 mil pesos como finiquito; a su salida llegó Lynnett Rubio Pérez, quien estuvo al frente de la dependencia del 16 de junio del año pasado al tres de septiembre del 2021.

El oficial mayor resaltó que el concepto de finiquitos es uno de los más verificados por la Auditoria Superior del Estado, por lo que todos los movimientos deben contar con respaldo para que no haya responsabilidades de quien firme estos pagos.

MD