Alameda en Celaya sigue sin reposición de 62 árboles talados

Luz Zárate

Celaya.- Hace cuatro años se talaron 62 árboles en la Alameda con el argumento de que tenían plaga o estaban secos, sin embargo nunca los reemplazaron y ahora que se tiene el proyecto de cortar otros tampoco existe un plan para reforestar este parque que un día fue el “pulmón” más grande de Celaya.

La Alameda es uno de los parques más grandes que tiene Celaya, sin embargo, hoy las zonas que un día fueron áreas verdes, en su mayoría están secas.

En el parque se invirtieron alrededor de 20 millones de pesos hace tres administraciones que sobre todo fueron para cambiar la imagen del lugar, pero no se contempló un proyecto ecológico para revivir los árboles y la plantación de más.

Vecinos de la colonia Alameda urgieron a que las autoridades hagan algo ante la falta de áreas verdes y que dejen de talar árboles, pues en días pasados el director de Medio Ambiente, Gastón Peña Maldonado informó que el sitio requiere de una reconversión de su vegetación, la cual consiste en retirar los árboles que han muerto y replantar otros.

Flavio Reynoso, señaló que el grado de deforestación que sufre la Alameda Hidalgo es alarmante y que la reforestación que se ha hecho con ficus no es la adecuada.

Señaló que los vecinos están muy preocupados porque la tala de árboles ha sido de unos diez años a la fecha y no se tiene un proyecto adecuado de reforestación, que en el caso particular de la Alameda cortan los árboles pero no se reponen.

Falta de mantenimiento

La falta de mantenimiento es evidente en la Alameda, el pasto está maltratado y las áreas verdes en su mayoría están secas, los botes de basura están rotos y a los juegos les falta mantenimiento.

“Urge un proyecto de renovación de los árboles, hay muchos infectados y lo único que hacen es venir a talarlos. No hay un censo de cómo está la Alameda, eso nos preocupa porque pensamos que al paso de unos años va a estar devastado y en lugar de ser parque será una enorme plancha de concreto”, señaló Martha Avilés.

Los usuarios y vecinos piden que se haga un análisis serio y científico de lo que está pasando en la Alameda; un estudio estructural y de composición, así como ambiental del lugar.

Se necesitan diez metros cuadrados de área verde por habitante y actualmente sólo hay uno.

EZM